Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El transporte público solo será gratuito para los usuarios habituales con bono

La gratuidad se establecerá a partir de un mínimo de 15 a 20 viajes, medida que se define mañana

Perspectiva general del salón de Plenos del Cabildo que acogió ayer cuatro sesiones extraordinarias. E. D.

«Hemos trabajado y trabajamos cada día para tener un transporte público gratuito de calidad a partir del próximo 1 de enero de 2023. Así lo garantizamos a la ciudadanía». Lo asegura el consejero de Movilidad del Cabildo de Tenerife, Enrique Arriaga, quien recuerda que «la gratuidad será para aquellos usuarios habituales y frecuentes de guaguas y tranvía». Es decir, los fieles, «los que tengan o adquieran los cuatro tipos de bonificación –residente canario, jóvenes, mayores y personas con discapacidad– y hagan uso del título o bono con un número mínimo de viajes que pensamos debe estar entre 15 y 20». Esto se decidirá el miércoles (mañana) en una reunión de los Cabildos con el Gobierno de Canarias. Es la principal conclusión de uno de los cuatro plenos insulares extraordinarios celebrados ayer, en este caso a petición de Coalición Canaria.

Arriaga adelanta que el Cabildo prevé destinar 104 millones al transporte público el próximo año, tres veces más que en 2018 (34) y con 45 de aumento respecto al ejercicio anterior. Anticipa que «vamos a incluir otros 61 millones para afrontar la gratuidad, porque los 81 que propone el Gobierno de España para toda Canarias es una cantidad claramente insuficiente». En el borrador de presupuesto van 104. A eso habrá que sumarle el coste de la gratuidad, con lo que se alcanzarán los 165. A esta cifra se le restará la parte que abone el Gobierno del estado de los 81 millones y en la misma no se incluye el gasto de la adquisición de nuevos vehículos.

Entre las medidas en las que se trabaja hay tres líneas de actuación: asegurar la disponibilidad de vehículos, contratar personal suficiente en guaguas y tranvía conductores, y actualizar los sistemas informáticos.

El modelo

La iniciativa que bonifica el 100% del precio del transporte afectará a los títulos mencionados, cuyo coste actual oscila entre los 15 y los 19 euros. A partir del 1 de enero, los poseedores de cualquiera de estos títulos accederán automáticamente a la promoción al renovar su bono. Por otro lado, a quienes no hayan tenido con anterioridad estos bonos también se les concederá la gratuidad el primer mes, aunque deberán abonar los costes de emisión de la tarjeta personalizada (5 euros), cantidad que ya los poseedores actuales abonaron en su día.

"Trabajamos para garantizar la gratuidad con el mejor servicio desde el 1 de enero"

Enrique Arriaga - Consejero de Movilidad

decoration

Verificación

A finales de cada mes se verificará que se ha usado el número mínimo de viajes estipulados para tener la consideración de usuario frecuente, habitual o fiel. Si es así, llegado el momento de la renovación del abono se aplicará de nuevo la gratuidad. En caso de no llegar al número de validaciones estipuladas, al renovar el abono deberán pagar su precio actual con el descuento de 50% ya aplicado, de 15 a 19 euros.

Reunión

El consejero insular se reunirá con la Consejería de Transportes del Gobierno de Canarias y los responsables del área del resto de cabildos para determinar cuál será número mínimo de viajes que otorgarán al usuario la consideración de viajero frecuente. Se valora que estará entre 15 y 20, pero se concretará en esta reunión. Arriaga desmiente que el grupo de gobierno hablara nunca de 40 o de 44, «como se ha dicho por la oposición». El consejero de Movilidad asegura que «se realiza un importante esfuerzo para poder asumir con garantías el servicio y el incremento de la demanda calculada en un 20% más». Explica que «se pacta con el Ministerio que al final del primer trimestre se analizarán los costes que genera esta medida a los Cabildos y que no estén cubiertos por la dotación de 81 millones de euros».

Unanimidad

El consejero anima a todos los grupos políticos a mostrar «su apoyo unánime a la postura negociadora del Cabildo, con el fin de que finalmente no acaben siendo los tinerfeños los que sufraguen la mayor parte del coste de esta medida, sino que, como sucede con el tren en la península, ese coste se comparta entre los españoles».

Por otro lado, Arriaga explica que para garantizar la calidad del servicio «se trabaja en dos vías principales: la disponibilidad de vehículos y de conductores».

61

Millones de euros

Esta cantidad adicional la aporta el Cabildo en el presupuesto para 2023, sin contar con la adquisición de los nuevos vehículos, para poder afrontar la gratuidad del transporte público. 

En cuanto al aumento de la flota de Titsa, que permitirá dotar de más viajes a las líneas con mayor demanda, el Cabildo destinará 88 millones de euros para poner en marcha el Plan Renove 10 Plus. Esta iniciativa, que saldrá a concurso antes de que finalice el año, permitirá adquirir 248 guaguas que no solo incrementen la actual flota, sino que renueven los vehículos de más de 10 años de antigüedad, que son más contaminantes, más consumidores de combustible y más proclives a averías.

Además, el Gobierno insular recibirá esta misma semana los primeros vehículos de la remesa de 60 que llegarán de manera escalonada hasta marzo y, a partir de ese momento, la segunda parte de la recepción se extenderá hasta diciembre de 2023 y dotará al operador de transporte de otras 60 guaguas. A esto, hay que añadir las 45 adquiridas a través de un alquiler con derecho a compra. De esta forma, en enero, la previsión es que Titsa cuente con 20 nuevos vehículos que se complementarán con otros 25 en el mes de abril.

Respecto a la mejora de la plantilla, Titsa incorporará entre marzo de 2021 y marzo de 2022 a 230 personas, en su mayoría conductores. Metrotenerife reforzará los servicios durante la hora punta para hacer frente a picos de demanda y el resto de la jornada continuará su oferta habitual. La capacidad disponible es más que suficiente para hacer frente a incrementos adicionales de pasajeros.

Incredulidad y oposición

La comparecencia de Arriaga fue contestada por la oposición. Desde la incredulidad a la crítica del Partido Popular porque «se podían haber iniciado los procesos desde agosto, cuando el equipo de gobierno negó la opción de la gratuidad». O desde el absurdo de propuestas, en opinión de Coalición Canaria, como «no usar el transporte público en horas punta». Todos quedaron «vigilantes» para que el 1 de enero haya transporte público y que se preste al ciudadano con los servicios adecuados.

Circuito del Motor, en exposición

El primer pleno celebrado ayer responde a las nueve preguntas de CC, formuladas por escrito y no contestadas después de dos meses, que quedaron pendientes en la sesión de noviembre. De la habitual discusión sobre el sector primario entre los consejeros Javier Parrilla y Antolín Bueno, centrada en quien dialoga más o menos con el sector, a las cuestiones de ámbito social donde hay encontronazo con Marián Franquet respecto a mayores, víctimas de violencia de género, cuidadores o teleasistencia. De la nefasta gestión actual a la herencia recibida. La becas o el abandono escolar tienen su espacio, igual que la obligación por la Ley de Transparencia de dar a conocer las agendas. En cuanto al Circuito del Motor, Enrique Arriaga –enésimo rifirrafe con la nacionalista Verónica Meseguer– garantiza la inversión este año. Lo demuestra con el anuncio de exposición pública de los cuatro proyectos de la infraestructura el pasado viernes en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP), por 56 millones de euros. El día 22 será la aprobación definitiva y luego se licitará. Arriaga subraya: «No hay prisa y tenemos que hacer las cosas bien en el expediente para garantizar la seguridad jurídica». Sentencia: «Las obras se licitarán a final de mes o principios de enero».

Compartir el artículo

stats