Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Carmelo Cabrera: «El derbi canario de la Copa será un partidazo»

El exbase del Canarias, cree que Granca y Lenovo llegan «en plena forma» l> «Ojalá uno de los dos esté en la gran final», dice

Carmelo Cabrera posa sonriente en el Muelle Deportivo de la capital grancanaria, el pasado miércoles. | | JUAN CASTRO

El orgullo de una leyenda, Carmelo Cabrera. Mito del baloncesto español y del deporte canario, se expresa con orgullo al hablar del primer derbi canario de la historia de la Copa del Rey entre los dos máximos representativos del Archipiélago, el CB Gran Canaria y el Lenovo Tenerife, que se va a disputar el viernes 17 de febrero en el Pabellón Olímpico de Badalona, una de las cunas de este deporte en España. Alli se disputa la nueva edición del torneo copero, una de las competiciones más emocionantes de todo el calendario deportivo nacional tanto por la competitividad como por el ambiente festivo que se respira entre las aficiones de los ocho equipos que acuden a la cita; en esta ocasión, a los conjuntos isleños se suman el Joventut (anfitrión), Barça, Real Madrid, Baskonia, Valencia Basket y Unicaja.

Nadie mejor que Carmelo conoce lo especial que tiene este torneo para los amantes del baloncesto, y lo que supone alzar el trofeo para el campeón, un momento que ha disfrutado en múltiples ocasiones durante su época dorada como base del Real Madrid, aunque la competición en aquellos años no se regía por el mismo formato de sede única con las ocho mejores escuadras de la primera vuelta de la competición copera.

Hombre querido en las dos orillas, formado en sus inicios en el Colegio Claret, germen del actual Granca, y miembro destacado de la primera época gloriosa en la élite del CB Canarias, ahora Lenovo Tenerife, tiene una cosa muy clara: «El derbi canario de la Copa será un partidazo». «Ambos equipos llegarán en plena forma, tal y como lo demuestran sus trayectorias hasta el momento tanto en la Liga Endesa como en la competición europea, en la Eurocup el Gran Canaria y en la Champions el Lenovo Tenerife», razona el que fuera base de la selección española, del Real Madrid y del Valladolid, además de su paso por el cuadro lagunero.

«Algo histórico»

Carmelo Cabrera resta importancia, de cara a esta Copa del Rey, al único episodio en competición oficial que ha enfrentado a las dos escuadras esta temporada, por ser el torneo copero, una cita totalmente diferente por el sistema competitivo que lo rige; la derrota trae consigo la eliminación: «Esta competición es a vida o muerte, solo hay una oportunidad, o ganas o quedas eliminado, te quedas o vuelves a casa. Quiero decir con esto que todos los partidos son auténticas finales».

«Aunque el Lenovo Tenerife ganara en el Gran Canaria Arena por un resultado cómodo (70-86), siempre he pensado que cada partido es único, es diferente y puede pasar de todo, y este de la Copa del Rey se trata de un duelo muy especial, algo histórico. Resulta muy complicado aventurarse a decir quién va a ganar. De lo que no tengo ninguna duda es que me gustaría ver a uno de los dos en la gran final. Sería un premio para el equipo, para los aficionados y para todo el baloncesto canario», argumenta el exjugador grancanario, que el pasado verano recibía en su Gran Canaria natal el Premio Leyenda en la Gala del Baloncesto de la Federación Española. El mítico Carmelo Cabrera no se perderá ese momento histórico en que el Granca y el Lenovo Tenerife diriman un derbi para la historia.

Un estilo que marcó una época

La forma de ejecutar el baloncesto de Carmelo Cabrera rompió esquemas en el baloncesto español de su época, lo que le valió la denominación del Globetrotter blanco. El grancanario está en el top de jugadores con más títulos conseguidos en este deporte a nivel nacional, un total de 42. Puede presumir también de haber defendido en 102 ocasiones la elástica de la selección española absoluta, además de otras 15 con el combinado júnior. También puede presumir de formar parte del quinteto de la selección de Europa en 1975. En su época dorada con el Real Madrid conquistaba dos Copas de Europa y tres subcampeonatos, más diez títulos ligueros y un subcampeonato, siete Copas del Generalísimo, tres Copas Intercontinentales, siete ediciones del legendario Torneo de Navidad, un subcampeonato europeo con el equipo nacional en 1973 y un campeonato de Primera División B con el Canarias, amén de su participación en el Mundial o en los Juegos de Múnich.

Compartir el artículo

stats