08 de junio de 2019
08.06.2019
EN DIRECTO
Champions League:   Slavia de Praga - Barcelona  | Lille - Valencia

Patrimonio investiga si existen más restos guanches en la cueva de Chío

En este yacimiento de Guía de Isora se hallaron de forma casual el año pasado los cuerpos de dos bebés Este estudio ayudará a conocer el rito funerario infantil de los aborígenes tinerfeños

08.06.2019 | 06:05
Presentación de los restos guanches encontrados el año pasado en Chío.

El Cabildo de Tenerife investigará si existen más restos guanches en el entorno de la cueva de Chío, en el municipio de Guía de Isora, lugar donde el año pasado se encontraron de forma casual restos de dos recién nacidos guanches. Así, la Corporación insular, a través del Área de Patrimonio Histórico, contratará a la empresa Prored (Arqueología, Patrimonio y Sociedad) para realizar la documentación geométrica, recogida de material arqueológico y sondeo de esta zona por un importe de 15.544 euros.

La consejera insular de Patrimonio Histórico en funciones, Josefa Mesa, destaca el interés científico de esta iniciativa, "que permitirá conocer el contexto de los restos humanos recuperados y estudiar el yacimiento funerario, al tratarse en este caso de un depósito infantil localizado en el malpaís volcánico de Guía de Isora, alejado de otros yacimientos aborígenes inventariados".

El hallazgo de los restos infantiles en esta cueva se realizó de manera casual por un fotógrafo y un cazador que exploraban una cueva del sur de Tenerife en busca de una araña albina. Al apartar unas piedras dejaron al descubierto el cráneo de uno de los bebés y aunque inicialmente pensaron que se trataba de una muñeca, pronto se percataron de que el cuerpo estaba envuelto en piel, una señal que les advirtió de que podía tratarse de un enterramiento aborigen.

El hallazgo revolucionó la Isla, ya que desde 1969 no se encontraban restos humanos de los antiguos pobladores de Tenerife. Los restos corresponden en un caso a un feto de unas 35 semanas y en el otro llegó a término, y uno de ellos conserva una parte importante de tejidos blandos; es decir, piel, cartílagos, músculo y órganos interiores, y se encuentra envuelto en un fardo cosido con piel de animal, posiblemente de cabra.

El otro se ha hallado esqueletizado y dispersos a su alrededor trozos de la piel en la que presumiblemente fue envuelto.

Ello revela un estado diferente de conservación en el mismo lugar de enterramiento que podría deberse al alto grado de salinidad que se ha detectado en la cueva.

También se harán análisis de salinidad de la cueva y pruebas radiológicas para determinar la cronología de los restos y la relación que pudo haber entre ellos, aunque desde un primer momento se descartó que fuesen gemelos por la diferencia de tiempo en la gestación de cada uno.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook