Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

174 víctimas de la violencia machista reciben un millón de euros en ayudas

Canarias casi cuadruplica en 3 años el dinero abonado | Las beneficiarias son mujeres protegidas mediante órdenes de alejamiento en vigor y en situación de vulnerabilidad

Imagen de una manifestación por el Día Internacional de la Mujer. | | Juan Carlos Castro

Canarias concede un millón de euros en ayudas a mujeres víctimas de la violencia machista. El Instituto Canario de Igualdad (ICI) dependiente de la Consejería de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud del Gobierno de Canarias otorgó el pasado año casi un millón de euros en ayudas a 174 mujeres víctimas de la violencia machista con una orden de alejamiento en vigor. Esta cifra cuadruplica al total de ayudas dadas en los últimos años.

«Hay cantidades que varían dependiendo de las características que son fijas, de la situación personal, del caso en concreto, de si tienen discapacidad o no, de cuantos menores tienen a su cargo o si estos tienen algún tipo de discapacidad o no. A razón de eso hemos dado un millón de euros en el último año. Desde luego supone un colchón inmediato, de hecho es una ayuda única, para poder empezar a caminar», explica Kika Fumero, directora del ICI.

Mayor cuantía

De acuerdo a las cifras que maneja el ICI en 2019 se abonaron a 97 mujeres con muy especiales dificultades económicas un total de 265.906,86 euros. En el año 2020, se duplicó la cantidad y se pagaron 699.619,02 euros a 106 mujeres, en el 2021 aumentó hasta 877.752,45 euros y fueron 141 beneficiaras y este último año casi llegó al millón de euros (986.501,82 ) y 174 mujeres.

Estas ayudas se conceden a mujeres víctimas de violencia de género en las islas de acuerdo al artículo 27 de la Ley Orgánica 1/2004 de Medidas de Protección Integral contra la Violencia de Género.

«Van dirigidas a las víctimas de violencia de género con escasos recursos y unas especiales dificultades para obtener un empleo y su objetivo es garantizar sus derechos económicos, facilitar su integración social y autonomía personal», añade.

Además, estas ayudas que se otorgan en un pago único y directo, son equivalente a seis meses de subsidio por desempleo, pero esta cantidad puede aumentar hasta veinticuatro meses de subsidio por desempleo, son equivalente a seis meses de subsidio por desempleo, a las mujeres víctimas de la violencia machista. 

«También hay otras ayudas como los fondos sociales de emergencia que se dan cuando está en una situación de emergencia por ejemplo para el alquiler. Depende de las circunstancias que tengan hay más ayudas, pero esta en concreto la importancia que tiene es esa que al ser un pago único es el primer colchón para empezar a dar los primeros pasos», explica.

Violencia económica

A esta primera ayuda destinada a mujeres víctimas de la violencia machista en situación de vulnerabilidad y con una orden de alejamiento en vigor se suma todo un abanico de propuestas para dar apoyo y acompañamiento.  

El objetivo es que tras dar el paso de salir de la situación de violencia puedan poco a poco rehacer su vida lejos de su maltratador. La mayoría lo hacen además tras sufrir violencia económica, sin contar con recursos necesarios y con menores a su cargo. 

«Salen de esa situación de violencia en una situación económica compleja, delicada y sumamente escasa. También es evidentemente que es uno de los motivos por los que se tarda tanto en denunciar situaciones de violencia machista en Canarias la media está en 11 años y nueve meses. Es mucho tiempo, muchos años y uno de los principales motivos es la violencia económica a la que están sometidas además de la prohibición de que salgan fuera y de que estén trabajando. Cada vez son menos autónomas porque cada vez el control que ejercen sobre ellas es mucho mayor», subraya.

En este sentido, cabe recordar que junto a las ayudas económicas las mujeres víctimas de violencia machista pueden contar de forma totalmente gratuita con recursos que incluyen alojamiento, manutención y asesoramiento jurídico y asistencia psicológica tanto para ellas como para sus menores son absolutamente gratuitos. 

«Las mujeres calibran cuando denuncian y cuando no porque cuando estás en esa situación y te quieres ir, porque al irse es cuando más aumenta el riesgo de una agresión o de un feminicidio. Si no se hace bien al denunciar al principio se puede truncar el éxito del proceso judicial», sentencia.

Compartir el artículo

stats