La Concejalía de Patrimonio que dirige el nacionalista Juan José Martínez procedió el pasado jueves a la firma ante notario de la adquisición del solar que se localiza en el número 54 de la calle de La Rosa, en el barrio de El Toscal, para destinarlo de forma provisional a asumir medio centenar de plazas de aparcamientos que se suprimirán durante las obras de rehabilitación de la referida vía.

El edil de Patrimonio confirmó el abono de 3.210.000 euros, con impuestos incluidos, por una parcela de 1.400 metros cuadrados que también tiene acceso por la calle San Martín y que inicialmente se destinará para asumir los estacionamientos que se suprimirán durante las obras y, una vez finalizada esta intervención, dada su nueva condición de parcela de titularidad municipal, se podría destinará tanto a la construcción de viviendas sociales como a habilitar un centro ciudadano de aparcamientos en el subsuelo, dado a que es compatible con ese uso.

La compra de este terreno en El Toscal es el resultado a más de un año de una ardua negociación con el fondo Coral Homes, aunque la comercialización se realiza a través de Servihabitat y tomando como la tasación realizada por los funcionarios municipales, precisó Juan José Martínez.

No se trata de la única solución que se baraja desde la Corporación municipal de cara a buscar alternativas a la supresión de aparcamientos que supondrá la rehabilitación de la calle de La Rosa a consecuencia de la ampliación de las aceras, que pasarán a tener un ancho mínimo de 1,80 metros. Según los estudios realizados por el ayuntamiento, una vez finalice la rehabilitación de esta arteria principal de El Toscal se mantendrán 95 plazas de aparcamientos en superficie de las 283 actuales. Por este motivo, en coordinación con la Concejalía de Infraestructura, que desarrolla el proyecto y la obra de la mejora de la calle de La Rosa, y el área de Movilidad y también Patrimonio se buscan alternativas para generar nuevos estacionamientos.

Junto a la compra de la parcela del número 54 de la calle de La Rosa, el responsable de Patrimonio también explica que se prevén crear estacionamientos en el subsuelo de otro terreno de propiedad municipal que se localiza en la calle San Isidro y en paralelo se está a la espera de avanzar en las negociaciones con el Ministerio de Defensa para ver la posibilidad de habilitar en el Museo Militar de Almeyda una zona para asumir de forma provisional el estacionamiento de vehículos durante el tiempo que duren los trabajos.

En el desarrollo estratégico del eje de la calle de La Rosa, desde Patrimonio se prevé habilitar dos zonas de aparcamientos: una, en el Museo de Almeyda, junto a otro estacionamiento que se prevé construir a través de una concesión en el solar que se localiza en el llamado Campo Castro, en la calle de La Noria. Tomando en consideración estos enclaves que se localizan en los extremos de la calle de La Rosa, desde el área de Movilidad también se prevé poner en marcha la Zona Verde que permite regular los estacionamientos en otros municipios, dando prioridad en horario nocturno a los residentes del barrio de El Toscal y, en horario comercial, para favorecer a los clientes de esta área comercial.

El alcalde de la capital tinerfeña, el nacionalista José Manuel Bermúdez, recuerda que «se ha solicitado al servicio de Patrimonio Municipal que tenga en cuenta la existencia de posibles parcelas libres en la zona a los efectos de la previsión de aparcamientos en el barrio de El Toscal, con la intención de tratar de compensar de algún modo la importante reducción de aparcamientos que se producirá en la referida zona, una vez se ejecuten las obras contempladas en el proyecto aludido de ensanchamiento de calzadas y de accesibilidad peatonal». La supresión de plazas de aparcamientos será una consecuencia de la nueva distribución del ancho de la calle con la finalidad de ampliar las franjas peatonales y garantizar la accesibilidad universal.

El responsable de Patrimonio Municipal estima que vecinos y usuarios de la calle de La Rosa y de las vías aledañas dispondrán del mismo número de plazas que en la actualidad cuando se ejecuten las obras con las alternativas que ya se están emprendiendo, además de precisar que en la actualidad se continúa con la búsqueda de otras alternativas para que vecinos y comerciantes no se vean perjudicados por la remodelación integral de la calle de La Rosa.

Al igual que ocurrió con Imeldo Serís, el vía principal de El Toscal cuenta con proyecto y financiación para una obra que cambiará la configuración de esta calle gracias a una inversión de 1,7 millones llegados de los fondos europeos Next Generation.