Las Afortunadas eran, en la mitología griega, el lugar en el que las almas más virtuosas de los grandes héroes de la Hélade gozaban de un descanso perfecto tras la muerte. Píndaro las diferenciaba de los Campos Elíseos y las situaba en algún lugar del gran Océano (el Atlántico). Tradicionalmente, estas islas legendarias se han identificado con las Canarias.

En el siglo XXI, el archipiélago más importante de la Macaronesia es afortunado al ocupar un lugar estratégico para los negocios. Al encontrarse a las puertas de África, a 4.000 kilómetros de Sudamérica y dentro de la Unión Europea (UE), su situación geoeconómica confiere a las islas el privilegio de ser un centro neurálgico natural para las relaciones comerciales de tres continentes.

La denominación de región ultraperiférica de la UE ha facilitado la constitución de una fiscalidad muy favorable para el tejido empresarial. La Zona Especial de Canarias (ZEC) presenta un impuesto de sociedades del 4% (en el resto del país es del 25%) y cuenta con una de las políticas de incentivos de I+D más ambiciosas del mundo. Además de las conexiones que las islas tienen con gran parte del mundo, los costes operacionales y las infraestructuras convierten al archipiélago en un destino a tener en cuenta por parte de las compañías que planean internacionalizar su actividad.

Por estas razones, el Gobierno de Canarias, a través de Proexca —empresa pública adscrita a su Consejería de Economía, Conocimiento y Empleo—, organizó junto a EL PERIÓDICO DE ESPAÑA en Zenit Studio, en Madrid, una jornada empresarial el pasado miércoles, en la que se desgranaron las claves por las que el archipiélago es un destino atractivo para las empresas. Bajo el título Canary Islands Hub, el evento, moderado por la periodista especializada en economía y finanzas Susana Criado, consistió en una serie de sesiones en las que diferentes especialistas abordaron las ventajas competitivas de las islas.

El acto fue inaugurado por Aitor Moll, consejero delegado de Prensa Ibérica, grupo al que pertenece esta cabecera. «Nosotros somos un vivo ejemplo de las virtudes de las islas. Prensa Ibérica es una empresa que nació hace ahora 44 años en Canarias», indicó. «Actualmente, somos un grupo que cuenta con veinticinco diarios en España y en el que trabajan más de 1.200 periodistas», agregó.

Esta jornada celebrada en la capital es la última parada de un circuito organizado por Proexca en diferentes ciudades españolas donde Prensa Ibérica edita cabeceras de referencia. Palma de Mallorca, Vigo, Barcelona, Valencia y Málaga son, junto a Madrid, las localidades que han celebrado este encuentro en el que numerosos empresarios han podido conocer de primera mano las ventajas de inversión que ofrecen las islas. «Esperamos haber contribuido a ese secreto mejor guardado como el lugar ideal en Europa para hacer negocios», concluyó Moll en su intervención.

CONDICIONES FAVORABLES

«Canarias es perfecto para disfrutar del buen clima y de los parajes naturales, pero es mucho más; ofrece otros elementos que permiten aproximarse de otra forma», explicó Antonio José Olivera, viceconsejero de Presidencia del Gobierno de Canarias, en un discurso en el que puso en valor las fortalezas de la economía de la región. Así, Olivera aludió a diversas industrias en las que las islas tienen la oportunidad de convertirse en un hub de primer orden: «hemos ido configurando nuevos nichos en los que podemos ser competitivos: energías renovables, puertos, sector aeroespacial o economía del conocimiento». El viceconsejero explicó que desde el Ejecutivo autonómico buscan «ofrecer apoyo» a todas las compañías que quieran hacer negocios. «Queremos que encuentren un territorio que los acompaña y no los deja solos en la difícil profesión de ser empresario», aseguró Olivera.

La siguiente conferencia de la jornada estuvo conducida por Pilar Moreno, directora del área Invertir en Canarias de Proexca. Moreno puso encima de la mesa las cifras y los datos clave para arrojar luz a uno de los titulares del evento: «Canarias tiene el régimen fiscal más favorable de Europa». La política tributaria del archipiélago parte del sistema de deducciones del resto del país; sin embargo, su apuesta es mucho más ambiciosa. Las islas ofrecen un 25% de deducciones por adquisición de activos fijos y un 90% de reducción de la base imponible en beneficios no distribuidos y reinvertidos. Por otro lado, dos piezas esenciales para las empresas como es la formación de los trabajadores y las acciones de marketing y expansión internacional cuentan con deducciones del 21% y el 15%, respectivamente.

«Pero, además de la fiscalidad, contamos con cinco razones para invertir: el ecosistema de empresas, el talento, la conectividad, los costes operativos competitivos y las ventajas de la UE», señaló Moreno. Según datos de Proexca, el ecosistema tecnológico canario está compuesto por más de 1.600 compañías y las islas son una potencia en captación internacional. «Estamos en el top 5 de los nómadas digitales y el Financial Times considera que es el cuarto archipiélago más conectado del mundo», añadió.

Hay dos sectores en los que Canarias destaca por sus ayudas financieras: la I+D y el sector audiovisual. El Gobierno autonómico favorece una política con la que impulsar el desarrollo de dos actividades económicas con importancia creciente. La industria audiovisual cuenta con deducciones de entre el 45% y el 50%. Por otro lado, entre el 45% y el 75% de las de actividades enfocadas en la innovación de una compañía pueden reducirse. «Solo en 2021, han entrado 42 empresas nuevas que han aportado una inversión de 390 millones de euros. Ojo, de sectores vinculados con el conocimiento y la tecnología, no con el turismo», destacó Moreno.

OPORTUNIDADES INVERSORAS

El ecuador del acto consistió en una mesa de empresarios y especialistas que argumentaron las razones por las que diferentes industrias tienen una oportunidad de crecer en las islas. «Puedo dar un dato —arrancó Teresa Azcona, directora general de Spain Film Commission—: la actividad de la industria audiovisual en 2021 no solo se recuperó, sino que creció con respecto a antes de la pandemia».

Aunque es importante para un territorio atraer compañías e inversiones, a largo plazo es necesario también confeccionar un tejido empresarial autóctono que conozca el acento específico de la región y vertebre la economía con su idiosincrasia cultural. «Hay un punto común en el desarrollo de un negocio y es el interés o la necesidad de cambiar algo», explicó Juan Carlos Milena, fundador y director de Climbspot, una incubadora de startups. «La palabra clave es la creatividad y los valores para poder asentar una empresa. Y en todo ese proceso, la colaboración con las Administraciones es fundamental», agregó.

La potencia del archipiélago para generar una industria multisectorial robusta implica que el sector público facilite la vida a los nuevos negocios y les permita un rápido crecimiento en un entorno competitivo internacional. «Hemos comparado los regímenes de I+D de decenas de países y el sistema español es el más generoso del mundo y, sin embargo, es uno de los más complejos», indicó Carlos Artal, director general de Ayming España, consultora especializada en la gestión de ayudas y subvenciones públicas a empresas. El especialista apuntó algunos de los sectores a los que tiene que dirigirse la economía en ese sentido: «la biotecnología y las ciencias del mar serán cada vez más importantes los próximos años, ya que muchas soluciones a los problemas que tendremos provendrán de ahí. Canarias es privilegiada para desarrollarse en esos ámbitos».

Sin embargo, la energía renovable es la industria con mayor potencial de crecimiento a futuro. Las islas Canarias se ubican a menos de 500 kilómetros del trópico de Cáncer. Su clima templado, que presenta una temperatura media de 21 ºC, unida a sus más de 12 horas de luz y a su posición que le permite recoger parte de las corrientes alisias, ofrecen una oportunidad para dos fuentes de energía fundamentales: el aire y el sol. «Canarias es un lugar idóneo para las renovables», aseguró Rodrigo Álvarez, director de Desarrollo de Negocios de Statkraft, compañía noruega de energía. «Al tener un buen despliegue en la red eléctrica, los recursos solares y eólicos tienen mucho potencial para la producción de energía renovable y de hidrógeno verde», indicó.

«Este sector ya genera el 1,5% del PIB y 110.000 empleos», aseguró Jose Carlos Díez, economista, profesor e investigador. «Solo en eólica marina se va a generar en el mundo un millón de empleos. Canarias puede ocupar un sitio destacado para fomentar una industria que exportar a África». Díez insistió en la necesidad de no perder de vista al tercer continente en extensión y el más joven en población. «Diez países llevan una década con crecimientos del 5% del PIB anual. Son la Asia de los 80. Perdimos el amanecer asiático. No podemos perder el amanecer africano», advirtió Díez.

VIDEOJUEGOS CON ACENTO CANARIO

El encuentro empresarial terminó con una conferencia sobre dos casos de éxito de compañías que se trasladaron a las islas y han consolidado su actividad. La primera es Drakhar Studios, compañía desarrolladora de videojuegos. «En 2019 nos surgió una oportunidad con un cliente internacional —contó Luis Torres García, CEO de la empresa—. Nos movimos allí y creo que ha sido la mejor decisión que hemos tomado en nuestros diez años de existencia. Hemos pasado de ser nueve a 35 personas y somos altamente competitivos ahora».