Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Un cambio físico que conquistó el mundo

Francisco Mederos logra en un mes y medio ser bicampeón del mundo de Men’s Physique

Francisco Mederos, policía local de Santa Cruz, con los trofeos logrados en solo seis semanas. MANUEL POMBROL

Ya desde su infancia la madre le decía que era un toro, por su constitución física. Este policía local comenzó con un cambio físico para un reportaje fotográfico y acabó en lo más alto del pódium.

Quizá muchos conozcan más a Francisco Mederos Melo, policía local de Santa Cruz de Tenerife de 34 años de edad, como Fran Toro, sobrenombre que lleva a gala por ser cómo lo bautizó su madre cuando, de pequeño, le decía que «estaba hecho un torito».

Natural de El Cardonal, instaló su domicilio en Candelaria desde 2014. Es el pequeño de dos hermanos que de la mano de sus padres se formaron en los valores de la disciplina y la seriedad. Aunque desde chico quiso ser Guardia Civil, desde que conoció la labor de la Policía Local, cercana y presente en barrios, tuvo claro su futuro, si bien en 2005, con 18 años, entra en el Ejército, donde permanece hasta 2016, cuando supera las pruebas y pasa a formar parte del cuerpo de seguridad local de Santa Cruz, adscrito a Tráfico.

En las últimas seis semanas ha acaparado lo más alto del pódium de las competiciones amateurs de Men’s Physique, trayectoria que comenzó casi de casualidad, ya que su afición siempre había sido entrenar sin mayor aspiración que estar en óptimas condiciones en su trabajo. Fran Toro inicia en noviembre de hace dos años una dieta nutricional de la mano del asesor Jairo García, de Nutri Market. De los 95 kilos que pesaba pasó a 75 en septiembre de 2020 con el único objetivo para realizar un reportaje fotográfico que evidenciara el cambio de constitución física.

De nuevo el aliento de Jairo García fue fundamental para emprender un nuevo reto. Una vez realizado el book, le dijo que le veía con actitudes físicas para afrontar competiciones deportivas, ante la sorpresa del propio Fran, que asumió el reto de cara a la competición que se iba a desarrollar un año después, el 3 de octubre de 2021. Este policía local ya se daba por satisfecho con acudir a la cita organizada por la Federación IFBB en Gran Canaria, y sin embargo se hizo con el subcampeonato Men’s Physique en la categoría Senior, además de alzarse como el Campeón Más Musculado.

Este policía local de Santa Cruz admite que su evolución deportiva fue de sorpresa en sorpresa gracias a que la Federación Insular Wabba le invita a participar en la Copa Canaria, que se desarrolló el pasado 16 de octubre en el municipio de La Victoria de Acentejo, donde también logró doblete: campeón de Canarias y campeón absoluto de Men’s Physique.

Pero la trayectoria ascendente de Fran solo había comenzado. El presidente nacional de la Federación Wabba le invita a participar en el Campeonato de España que se celebró el 30 de octubre, y se hizo con los títulos de subcampeón y campeón de España de Men’s Physique 5%. El deportista tinerfeño hace un alto para explicar que el añadido del 5% permite establecer categorías entre los participantes en función del peso y también la altura.

Cuando estaba coronando el pódium, el presidente internacional de la competición le dijo al oído a Fran, que se ha preparado en el gimnasio Kingdongym: «Nos vemos en Budapest»; era el salvoconducto para emplazarlo al campeonato amateur y mundial de Men’s Physique previsto para el pasado 14 de noviembre. Para este policía local esto ya eran palabras mayores. Lo que comenzó como un reto para bajar de peso y afrontar un reportaje gráfico para evidenciar la mejora física estaba a punto de catapultarlo como ejemplo de una práctica deportiva.

Para Fran fue fundamental el apoyo recibido tanto por su pareja, Jennifer, como por su familia. Inicialmente pesó en no afrontar el reto, pues había afrontado varios campeonatos en poco tiempo y eso se traduce en un desgaste tanto físico cómo mental.

Una llamada de su pareja le invitó a reflexionar y fue decisiva la videollamada en la que su familia cerró filas, con el aval del propio Jairo. Y Fran acabó en Hungría. Por pesaje –con 72 kilos– pudo participar en las categorías de Men’s Physique 0% y 5%. «Tuve que estar alimentándome sin beber agua durante toda la noche para ganar tres kilos», explica. La mañana del 14 de noviembre pasado, se alza como campeón de ambas modalidades amateurs de Mister Universo, lo que le valió la tarjeta pro, el carné profesional de Wabba.

Horas después, ya por la noche del 14, se celebraba el campeonato profesional y en vez de ir de paseo por Budapest decidió participar, quedando en el tercer puesto entre los siete profesionales que se habían preparado de forma expresa para estar a la altura.

Suplementado y patrocinado por Dubai Dates, Fran Toro hace partícipe de sus méritos a Jonay Mesa, su entrenador personal. «Estas seis semanas de competiciones han sido muy duras; he vivido un cambio de humor extremo que me ha llevado a un aislamiento social, porque afecta mucho el cambio de alimentación; ha habido alguna semana en la que solo he comido pescado, lechuga y pepino», con la satisfacción de cumplir el reto trazado. Para él, lo mejor, el apoyo incondicional de su familia, unida a las facilidades dadas por sus compañeros y jefes, hasta el punto de que el alcalde de Santa Cruz y la concejala de Seguridad Ciudadana se plantean crear una asociación deportiva para ayudar a policías locales. Se muestra abrumado por el éxito y con el orgullo del cariño de su gente.

Compartir el artículo

stats