Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

La Matanza de acentejo

Salud Pública ciñe a La Vica el problema del exceso de flúor en el agua potable

Desde la Dirección General de Salud Pública se recomienda que no se consuma el agua del grifo

Obra del bombeo desde La Resbala al depósito de Camino Nuevo. E. D.

Las restricciones en el consumo de agua del grifo por exceso de flúor, una circunstancia que afecta a ocho municipios del norte de Tenerife, tales como La Guancha y La Matanza, además de zonas concretas de La Victoria de Acentejo, San Juan de la Rambla, Icod de los Vinos, El Tanque, Los Silos y Buenavista ha puesto en alerta a estos núcleos.

Con todo, el concejal de Servicios públicos del Ayuntamiento de La Matanza de Acentejo, Miguel Ángel Pérez Pío, señala que consideran errónea la información publicada en la página web del Gobierno canario, por lo que procederán a cambiar el estado del incumplimiento, ya que explican que «desde el mes de abril del año de 2019 se procedió a actualizar en el Sinac el estado de las diferentes redes municipales al acabar el bombeo desde El Canal del Norte hasta los depósitos de San Antonio y la Resbala». Por tanto, concluyen que, a día de hoy, la zona de abastecimiento de La Vica (depósito de Camino Nuevo y la Vica) es la que incurre en incumplimiento. «Se ejecutó en su momento un bombeo desde el Canal de Norte hasta los depósitos de San Antonio que, a su vez, abastecen al de los Frailes y al de La Resbala, que abastece a El Caletón».

Desde el consistorio matancero explican que se encuentra en ejecución la obra del bombeo desde La Resbala al depósito de Camino Nuevo, con fondos municipales, con un plazo de terminación fijado para el mes de diciembre de 2021. «Por tanto prevemos que la totalidad del municipio tenga levantado el incumplimiento del flúor en breve. Es nuestra prioridad, que nos ocupa y preocupa a pesar de ser problemáticas producidas por una política hidráulica insular (desde el Plan Hidrológico del año 1996), que ha dejado que la situación la resuelva cada municipio sin tener en cuenta el interés general ni, por supuesto, la eficiencia en la utilización de los recursos públicos».

La razón que ha llevado a la Dirección General de Salud Pública, que depende del Servicio Canario de Salud, a recomendar que no se consuma el agua del grifo en estas zonas del Norte se basa en que el exceso de flúor puede producir una enfermedad conocida como fluorosis dental, que produce manchas permanentes en los dientes. Además, si las concentraciones de fluoruro son muy altas en el agua de consumo humano y ésta es ingerida de forma continua y durante largos periodos de tiempo, puede afectar al tejido óseo, provocar anquilosamiento de los huesos y pérdida de movilidad.

En la comarca Norte

En Los Silos el exceso de flúor afecta a toda la población de Erjos, mientras que en Buenavista se limita a Las Portelas, El Palmar y Teno, en ambos casos para población de todas las edades, según informa la Dirección General de Salud Pública. Otras zonas donde la restricción está vigente para todos los vecinos son La Florida, Cueva del Viento, Lomo Las Lajas, La Patita y Los Piquetes, en Icod de los Vinos, y el núcleo de San José de los Llanos, en El Tanque.

El problema se limita a los menores de 8 años en La Vera, Las Rosas, Lomo Guanche, San José, Los Quevedos, El Rosario, Fuente del Bardo y parte del casco, en San Juan de la Rambla; el casco, San Felipe y San Marcos, en Icod de los Vinos, y Erjos, Ruigómez, Barrio Nuevo y Cruz Grande, en la localidad de El Tanque.

Compartir el artículo

stats