23 de septiembre de 2020
23.09.2020

Jacinto Siverio sólo será condenado por un delito de tenencia ilícita de armas

La noche del 1 de marzo de 2015 dos personas asaltaron su domicilio y este arafero disparó dos veces al suelo; uno de los atracadores recibía un impacto y fallecía desangrado

23.09.2020 | 00:26
Jacinto Siverio en una imagen de archivo.

Habrá sentencia de conformidad para Jacinto Siverio M., de 85 años y vecino de Arafo, quien sufrió un asalto en su vivienda a manos de dos atracadores que en la noche del 1 de marzo de 2015 irrumpieron en la finca, a mano armada y encapuchados, con la intención de robar, muriendo uno de ellos a causa de un disparo. Será hoy, miércoles, cuando se ponga punto y final a un procedimiento que se iniciaba hace cinco años, tras judicializarse el asalto y muerte del delincuente, caso que se juzgó en la Audiencia Provincial de Santa Cruz de Tenerife en 2018 y que acabó condenando a Jacinto Siverio -la víctima del asalto- por los delitos de homicidio, con la eximente incompleta de legítima defensa, y tenencia ilícita de armas.

La sentencia fue recurrida al Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) por falta de motivación en el veredicto del tribunal del jurado, órgano jurisdiccional que entonces dio la razón a Jacinto Siverio y avaló la repetición del juicio. Sin embargo, tanto acusación como defensa apelaron al Tribunal Supremo que, en mayo pasado (la causa ha estado pendiente de sentencia desde noviembre de 2018), concluyó dar la razón a los argumentos sostenidos por el abogado Avelino Míguez Caiña, que defiende los intereses de Jacinto Siverio, para que se repitiera el juicio.

Finalmente, y según fuentes del procedimiento, la acusación particular se ha retirado de la causa y, en principio, Jacinto Siverio solo será condenado como autor de un delito de tenencia ilícita de armas y no se le reclamará cantidad alguna en concepto de responsabilidad civil.

Este caso arranca la noche del 1 de marzo de 2015 con un atraco que salió mal para todos. Los asaltantes agredieron de forma brutal a la esposa de Jacinto Siverio, quien pudo hacerse con un revólver que tenía guardado en el dormitorio para intentar poner en fuga a los dos delincuentes. Sin embargo, pese a disparar en dos ocasiones contra el suelo, y en legítima defensa, un proyectil terminó impactando en el cuerpo de uno de los atracadores, Jonás C. R., de 26 años, quien se desangró y fallecía pocos minutos después. A consecuencia de estos hechos, Jacinto Siverio fue llevado a juicio como presunto autor de los delitos de homicidio y tenencia ilícita de armas, acusado por la familia del atracador fallecido que reclamó entonces una indemnización de 76.000 euros.

Veredicto de culpabilidad

Aquel juicio, celebrado en la Sección Segunda de la Audiencia Provincial, con tribunal del jurado, concluyó en un veredicto de culpabilidad con "diversas incongruencias", pero que llevó al magistrado a condenar a Jacinto Siverio a una pena de dos años y medio por homicidio, con la eximente incompleta de legítima defensa, y a otros dos años por tenencia ilícita de arma de fuego, aunque la sentencia fue suspendida a condición de que no delinquiera en el plazo de tres años.

La abogada del joven que murió en el interior del domicilio, en el que se había colado para robar, no obtuvo finalmente la condena por asesinato que solicitaba contra Jacinto Siverio y la sentencia tampoco dejó satisfecha a la familia del asaltante en cuanto a la indemnización, ya que el fallo de entonces la dejó en 20.000 euros en concepto de responsabilidad civil.

Tras el juicio, ambas partes recurrieron al TSJC, cuya Sala de lo Penal estimó la repetición del juicio y no le dio la razón a la acusación por lo que, tanto esta parte como la defensa, acabaron apelando al Tribunal Supremo quien, hace cuatro meses, no solo avaló el fallo elevado en su momento por el TSJC, sino que además condenó a la familia del atracador a las costas procesales.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook