Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El legado fílmico de Óscar

El experto José Carlos Guerra y Filmoteca de Canarias rescatan dos cintas que traen al presente al pintor surrealista

José Carlos Guerra muestra uno de los cuadros de Óscar Domínguez. | E.D.

Poco a poco, la vida y obra del artista Óscar Domínguez (La Laguna, 1906) va saliendo a la luz. Nuevas investigaciones muestran facetas desconocidas del pintor surrealista que llevó su arte más allá de las fronteras canarias. Gracias a las indagaciones realizadas a lo largo de los últimos años por el doctor José Carlos Guerra, experto en la figura de Domínguez, estos días se puede disfrutar por primera vez de dos cintas desconocidas creadas o en las que participó el artista. Se trata del cortometraje de animación River of steel (Peter Sachs, 1951), en el que Domínguez participó como director artístico, y el documental de 28 minutos Chez les Montparnos (Jean-Claude Bernard, 1957), donde aparece durante unos segundos en las que son las únicas imágenes a color del artista tinerfeño pocos meses antes de morir. La Filmoteca Canaria, de la mano de su directora, María Calimano, ha participado en el hallazgo de estas dos cintas y ahora prepara su presentación y proyección en un acto que se prevé para el próximo mes de octubre.

El legado fílmico de Óscar | | MARÍA PISACA

La búsqueda de José Carlos Guerra de River of steel comenzó en 2019, cuando averiguó que Óscar Domínguez había sido director artístico de un cortometraje de dibujos animados. Tras consular el Archivo Viessieux de Florencia, descubrió 15 cartas escritas por el pintor y su esposa Maud Bonneaud al pintor italiano Renato Birolli y en cuatro de ellas se menciona el trabajo del tinerfeño en un cortometraje del que sin embargo no se desvelaba su título. «El pasado verano, tras no haber podido dar con la cinta, le comenté este hecho al cineasta Aurelio Carmelo, quien habló con Calimano, y hace dos semanas me informaron de que la habían encontrada». Precisamente la directora de Filmoteca explica que «lo difícil no fue hallarla» sino lograr traerla a Tenerife. El proceso de localizar el corto fue relativamente sencillo porque ya se encontraba digitalizado y tan solo hubo que solicitar una copia al British Film Institute.

El legado fílmico de Óscar

River of steel es un corto de diez minutos de duración de dibujos animados donde se habla sobre la producción del acero, se describe cómo sería un mundo sin este material y se trata de mostrar la importancia de esta industria dentro de la economía británica en la década de 1950. Fue, además, una cinta seleccionada en el festival de Cannes de 1951, donde compitió con el cortometraje de Luis Buñuel Los olvidados. «Este dato, hasta ahora desconocido, añade una dimensión aún mayor a la figura de Domínguez», afirma José Carlos Guerra, quien añade que «la mano del pintor tinerfeño se nota en la primera parte del corto porque tiene imágenes impactantes que son calcomanías, que Domínguez fue el encargado de introducir en el mundo del arte».

El legado fílmico de Óscar

Este corto permite además realizar dos comprobaciones sobre obras de Domínguez ya que aparecen fotogramas idénticos a sus pinturas. Se trata de L’usine (La fábrica), subastado en Christie’s, en Londres, hasta en tres ocasiones a lo largo del presente siglo; sin embargo, se dudaba de su autenticidad, una cuestión que ahora queda resuelta. Algo similar ocurría con Hot steel, que se vendió en Christie’s, en Londres, en 2007 y del que también se dudaba que fuera el autor.

El legado fílmico de Óscar

A pesar de la calidad del cortometraje, de la importancia que adquiere ahora para rescatar la figura de Domínguez y de que el tinerfeño disfrutó con este trabajo, su incursión en el mundo del cine se quedó simplemente en eso. El pintor deseaba hacerse cargo de otros proyectos similares, sin embargo nunca se le dio otra oportunidad. No obstante, José Carlos Guerra explica que el trabajo en esta cinta «añade a la figura de Domínguez una dimensión diferente puesto que demuestra que su talento suscitaba el interés de empresas inglesas». Sentencia incluso que «su sello en el corto es lo más interesante de la cinta».

El legado fílmico de Óscar

En cuanto al documental Chez les Montparnos, la investigación de Guerra comenzó en 2020, tras publicar el libro Óscar Domínguez: obra, contexto y tragedia. «Recibí un correo electrónico de un especialista de dos pintores surrealistas y me comentó que en la Biblioteca Kandinsky del Centro Nacional de Arte y Cultura Georges Pompidou existe una colección de 250.000 fotografías realizadas por Marc Vaux, quien visitó los estudios de numerosos artistas en Montparnasse, donde vivió Domínguez», relata el experto, y fue allí donde encontró una fotografía del pintor en blanco y negro junto a unas cámaras de cine. En el reverso se indicaba que la imagen había sido tomada durante la filmación del documental Chez les Montparnos. «Me sorprendió porque nunca había oído nada sobre que Óscar Domínguez hubiese sido filmado pero comprobé que así había sido, aunque no pude encontrar la cinta». Así, una vez más, María Calimano identificó a la distribuidora para tratar de hacerse con una copia. En este caso, la directora de Filmoteca le escribió al Centro Nacional de Cine e imágenes animadas de Francia que le informó de que existía una copia en 16 milímetros pero que no se podía tocar sin la autorización de la propietaria de los derechos. Tras lograrla, aún tuvieron que esperar durante un año para que la distribuidora digitalizara la cinta.

El legado fílmico de Óscar

Guerra explica que este documental tiene un gran interés porque «ofrece una imagen de todos los pintores que estaban en ese momento trabajando en ese barrio de París». Además, en estas imágenes se pueden ver detalles del estudio de Domínguez, quien aparece «con muy buen aspecto» y que además está acompañado por dos de sus cuadros. Uno de ellos es Homenaje a Manolete, que se puede disfrutar en el Museo de Bellas Artes de Santa Cruz de Tenerife, mientras que el otro es una obra que estaba catalogada como del artista pero de la que solo se conocía una foto en blanco y negro y ahora se ha podido ver en color. De este modo, aunque se trata de una aparición fugaz «nos da mucha información, así como una imagen bastante buena del pintor, la primera a color».

El legado fílmico de Óscar

Tanto José Carlos Guerra como María Calimano destacan la importancia de estos dos hallazgos cinematográficos ya que suponen un punto de partida para futuras investigaciones y la directora de la Filmoteca afirma que «tanto en París como en Londres tiene que haber más material» para destapar nuevas caras del inmortal pintor tinerfeño Óscar Domínguez.

Compartir el artículo

stats