El Cabildo de La Gomera renovó ayer el servicio de mantenimiento y conservación de carreteras, que desde el pasado mes de julio ha venido prestando la empresa pública Gesplan. Este operativo se encarga de dar cobertura a las incidencias que se producen en la red viaria de la Isla, a través de diferentes acciones de limpieza, señalización y adecuación de las vías de titularidad insular.

A manera de balance, en los últimos seis meses se han resuelto 300 incidencias, de las que 110 estuvieron relacionadas con desprendimientos; 16 tuvieron que ver con accidentes de tráfico, mientras el resto están referidas con trabajos de colocación de señalética, sustitución de barreras o retirada de vertidos. “Los datos reflejan la relevancia del servicio, puesto que sin este operativo no tendríamos capacidad real de actuar por los condicionantes orográficos de la red viaria de la isla”, aseguraba el presidente del Cabildo, Casimiro Curbelo.

La Institución ha dispuesto de una partida que alcanza los 600 mil euros para garantizar la operatividad de los servicios durante un periodo de seis meses, un espacio de tiempo en el que se tiene previsto mantener el cronograma de trabajo, que estará centrado en tareas en calzada y arcenes; actuaciones en la red de drenajes –cunetas, pequeñas obras de fábrica, drenes, colectores, cauces, bordillos, desagües, arquetas, caños–, medidas de desbroce de vegetación en márgenes, medianas y taludes; refuerzos en la señalización equipamiento e instalaciones de seguridad y balizamiento, además de obras de fábrica, mejoras en túneles, así como también enfoscado, raspado y pintado o chapado de interiores.

El consejero delegado de Gesplan, Agoney Piñero, agradecía la confianza depositada por parte del Cabildo de La Gomera en la empresa pública. “Ambas entidades llevamos mucho tiempo colaborando en diferentes materias, como la medioambiental o la gestión de residuos, y la renovación de esta encomienda dedicada a la conservación de las carreteras insulares nos permitirá seguir avanzando en las mejoras que ya hemos venido ejecutando en los últimos seis meses, además de que supone un nuevo voto de confianza a los trabajos ya realizados en este tiempo”, recordó Piñero.

Además, subrayaba que “tanto la Corporación insular como el resto de administraciones públicas pueden contar con el compromiso de Gesplan para trabajar de la mano en el beneficio de la isla y de toda Canarias”.

El personal encargado del proyecto está integrado por un total de 34 personas, distribuidas entre un equipo técnico, compuesto por tres profesionales, además de tres cuadrillas, formadas cada una de ellas por un capataz, dos operarios especialistas, así como también dos operarios cada una, a las que se suma otras cuatro cuadrillas que están constituidas por un capataz, un operario especialista y dos operarios.