Transportes

Alsa trae conductores de Latinoamérica y Marruecos ante la falta de profesionales

 Jacobo Cosmen afirma que la carencia de chóferes es global y que se ha convertido en un reto: "Para Portugal los reclutamos en Cabo Verde"

Pablo Castaño

La empresa asturiana Alsa, líder en el transporte de viajeros por carretera en España, se ha visto obligada a reclutar conductores en Latinoamérica y Marruecos ante la falta de profesionales en España. Lo destacó en Barcelona Jacobo Cosmen, presidente de Alsa, durante su participación en la jornada "Las políticas activas de empleo, pilar del año europeo de las competencias", organizada dentro de los actos de la presidencia española de la UE.

Cosmen preside un grupo centenario que mueve al año a 530 millones de personas, que tiene 6.000 vehículos y que da empleo a 16.000 personas. "Nuestros clientes no vienen a nuestras oficinas y por eso nuestros conductores son nuestros embajadores de marca. Que tengan una sonrisa, una formación en seguridad y una preocupación por la sostenibilidad nos hace diferentes", apuntó Cosmen.

Sin embargo, Alsa, como el conjunto del sector de la movilidad por carretera, no es ajena a los problemas de falta de mano de obra cualificada que hay en muchas ramas de actividad. Cosmen señaló que en Europa hay más de un millón de conductores de autobuses y autocares y un 10% de puestos sin cubrir. "Y lo más preocupante es que en cinco años las necesidades se van a duplicar porque de ese millón de conductores el 40% tiene más de 55 años y solo el 3% tiene menos de 25 años", explicó antes de destacar la ausencia de cualificación (falta de demandantes de trabajo con carné de autobús y formación complementaria en seguridad) y las dificultades para atraer talento femenino y joven. Por ello, Cosmen reclamó apoyos públicos para la formación y explicó que, desde hace meses, Alsa se ha visto obligada a lanzar desde España campañas de reclutamiento de conductores en países de Latinoamérica "por las facilidades con el idioma y la cultura, aunque en algunos casos no haya facilidades para homologar el carné". Además, en colaboración con el Ministerio de Inclusión y Migraciones, también están trayendo conductores desde Marruecos "porque operamos en ese país y ya tenemos procesos de selección", apuntó Cosmen, que añadió que la falta de conductores es un problema global que en Alsa han convertido en reto. "Cuando empezamos a operar en Lisboa tuvimos que traer conductores de Cabo Verde", explicó.

Cosmen compartió mesa de debate con María Jesús Almazor, CEO de Telefónica Tech, que destacó que todas las empresas del sector TIC "competimos por una oferta muy limitada de talento digital", y con Klemens Haselsteiner, CEO del gigante de construcción Strabag. La jornada la abrió el comisario europeo de Empleo, Nicolas Schmit, que destacó "los muchos avances" en el mercado laboral español pese a las tasas de paro; y la vicepresidenta segunda y ministra de Trabajo en funciones, Yolanda Díaz, que avanzó que llevará a la Comisión Europea una propuesta legislativa para que la formación en el trabajo pase a ser "un derecho" de los ciudadanos. "No tiene que ver sólo con la juventud y las personas se encuentran en situación dramática de desempleo", afirmó.