Forbes no tiene duda. Cada año publica las listas de los más ricos del mundo, de España, de cualquier región... Fortunas que a la mayor parte de la ciudadanía les suena a sueños de lotería. Cantidades inalcanzables para la mayoría pero de las que unos pocos disfrutan. En Canarias, apenas un puñado de familias aparece en la publicación de Forbes, la mayoría de ellas conocidas por la ciudadanía porque forman parte de empresas y compañías populares de las Islas.

¿Pero son los más ricos de las Islas los que de verdad creen los canarios? Esta es la respuesta.

Según la publicación especializada, las fortunas del Archipiélago están vinculadas al principal motor económico de Canarias: el turismo. Aunque durante los últimos años, industrias de alimentación o empresas sanitarias han ido engrosando sus cuentas hasta aparecer en la conocida lista de Forbes.

Solo uno de ellos aparece en la lista de Los 100 españoles más ricos: Eutasio López González, con 300 millones de euros. Si a ellos se suman los 230 millones de su hermano, Francisco Aurelio, no es de extrañar que la empresa que gestionan sea la más rentable de las Islas.

Se trata de Lopesan, compañía que inició su actividad a principios de los 70 como constructora y que desde entonces se ha especializado en la gestión de establecimientos turísticos. Sus hoteles en Gran Canaria y Fuerteventura son conocidos, pero a ellos se suman negocios en países tan dispares como Tailandia o Alemania.

Kiessling

Es decir este apellido y ya todo canario sabe a qué negocio se refiere. Loro Parque fue la apuesta del alemán Wolfgang Kiessling en 1972 para el turismo de Puerto de la Cruz y desde entonces no ha dejado de crecer: Siam Park, en el sur de Tenerife, y Poema del Mar, en Gran Canaria, son otros de los dos negocios de la familia germana.

mplasencia@eldia.es

A pesar de encontrarse con la oposición de animalistas, los turistas avalan la puesta en marcha de estas instalaciones, que cada años suman miles y miles de visitantes. Y reportan grandes beneficios a su fundador, al que la revista atribuye una fortuna de 150 millones de euros.

Rozando los cien millones se encuentra también Oliver Alonso. Es el presidente de la compañía Domingo Alonso, quien quien empezó su trayectoria profesional en la exportación hasta que decidió aventurarse en el negocio de la automoción. Tras hacerse cargo de Volkswagen en Canarias, la compañía ha ido diversificando su apuesta empresarial.

Hoy en día la compañía, también familiar, tiene negocios en importación de vehículos, numerosos concesionarios, compañías de alquiler y movilidad y negocios relacionados con las tecnologías de la información.

Otros

Entre las empresas que la revista Forbes sitúa como las más ricas del Archipiélago se encuentran también GF Hoteles o HD Hotels, dentro del turismo, o cadenas de supermercados como Hiperdino. A ello se suma Hospiten San Roque o Cicar, veterana cadena de alquiler de vehículos, además de productores de alimentación como Emicela (café) o Arehucas (licores).