Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

El alza de la energía lleva los precios a su mayor subida en tres décadas

La inflación alcanza el 7,4% en febrero a nivel nacional | El estallido de la guerra en Ucrania desbarata las previsiones de una moderación a partir de primavera

Un trabajador reposta un vehículo en una gasolinera de Tenerife

La inflación no para de crecer. En febrero, los precios de bienes y servicios aumentaron un 7,4% de media en todo el país, el incremento más alto desde hace más de tres décadas, ya que para encontrar un porcentaje similar hay que retroceder hasta el año 1989. La escalada está espoleada desde hace meses por los altos precios de los carburantes y la electricidad, que ya se está contagiando al resto de productos. A esto hay que sumar ahora el estallido de la guerra en Ucrania, que si bien ha tenido un efecto muy limitado en febrero –ya que el conflicto se inició cuando apenas faltaban cuatro días para que finalizara el mes– sí se prevé que pueda tener una repercusión importante en los precios durante las próximas semanas por la escalada del petróleo o el gas.  

El Instituto Nacional de Estadística (INE) avanzó ayer el dato del Índice de Precios de Consumo (IPC) del mes de febrero a nivel nacional. Un aumento sin precedentes desde hace más de treinta años que los empresarios del Archipiélago prevén que pueda repetirse en el indicador canario. 

«Es previsible que en las Islas ocurra lo mismo», indicó José Cristóbal García, secretario general de la Confederación Canaria de Empresarios (CCE) y aunque insiste en que el efecto de la guerra será todavía escaso, el conflicto ha roto las perspectivas de que los precios comenzaran a moderarse a partir de segundo trimestre de 2022. «La invasión rusa ha dinamitado esta expectativa y ahora hay mucha incertidumbre acerca de cómo van a actuar los precios de aquí a final de año», recalca. 

Los empresarios canarios ven en esta escalada el mayor riesgo para la recuperación

decoration

La Cámara de Comercio de Santa Cruz de Tenerife ya incluye a la inflación como el principal riesgo para la recuperación económica del Archipiélago, que después de casi dos años con el tejido productivo funcionando a medio gas debido a la pandemia, ve como un nuevo escenario internacional vuelve a retrasarla. 

 Su presidente, Santiago Sesé, apuntó durante la presentación del Boletín de Coyuntura Económica de Canarias correspondiente al cuarto trimestre de 2021, que la invasión rusa de Ucrania aleja la recuperación económica del Archipiélago, debido al alza de los precios que traerá aparejada. 

De hecho, si en un principio la previsión era que las Islas experimentaran una «intensa» recuperación de su economía en 2022, este conflicto ha desbaratado estas perspectivas y ahora la Cámara cree que el crecimiento será solo «moderado».  Aunque en este informe se considera que los impactos humanitarios y económicos son todavía difíciles de determinar, sí que aclara que la guerra ha diluido las expectativas de una contención de los precios a lo largo de este año y estos se convierten en el principal riesgo para dar continuidad a la recuperación experimentada en 2021.

¿El motivo? Todo hace prever que el conflicto tire al alza del coste de la energía y agrave la situación. De hecho, solo en el primer día de guerra el barril de crudo Brent superó por primera vez en ocho años los 100 dólares mientras que el gas sufrió un incremento del 33% en una sola jornada. 

Un alto coste energético que en Canarias tendrá su principal impacto en el alza del precio de los transportes, un aspecto que debido a la lejanía y la insularidad es determinante para el Archipiélago. La Cámara advierte de que al ser Canarias una economía netamente importadora notará todavía más esta subida, ya que la mayoría de los bienes proceden del exterior y tendrán que compensar ese sobrecoste generado durante su transporte hasta las Islas. Asimismo, tampoco descarta que puedan producirse alzas en los precios derivados de las dificultades para el aprovisionamiento de determinados bienes. 

El principal impacto del conflicto en Canarias será el aumento del precio del transporte

decoration

El conflicto en Ucrania también podrá tener repercusiones en el turismo. No solo por los cierres de espacios aéreos o del propio mercado ruso y ucraniano sino por el encarecimiento del precio de los billetes y paquetes turísticos debido al alza de los carburantes. Por otro lado, la incertidumbre contendrá también el gasto de potenciales turistas. 

Los canarios también notarán en sus bolsillos la subida de precios y muchos tendrán que controlar sus gastos, mientras que las empresas tendrán que enfrentarse a los sobrecostes generados por estos incrementos con una demanda contraída y en una situación de debilidad tras dos años de pandemia. Sin embargo, Lola Pérez, directora general de La Cámara, recalca que todo dependerá de la «dimensión del conflicto y de su duración», aunque su efecto en los precios parece muy difícil de evitar. 

Compartir el artículo

stats