Canarias se alía con las comunidades del PP para rechazar el "trato singular" a Cataluña

La comunidad percibirá 239 millones más de financiación de lo presupuestado para 2024, pero tendrá que destinarlo a pagar deuda

Asián vota en el CPFF contra del objetivo de déficit para el próximo año, un -0,1 % del PIB, pese a no necesitarlo

Matilde Asián en la reunión de Consejo de Política Fiscal y Financiera

Matilde Asián en la reunión de Consejo de Política Fiscal y Financiera / E. D.

Joaquín Anastasio

Joaquín Anastasio

Canarias dejó claro este lunes que formará parte del bloque de comunidades autónomas gobernadas por el PP para exigir una nueva financiación autonómica y contra cualquier “trato de favor” a Cataluña. La consejera de Hacienda del Gobierno regional, Matilde Asián, se alió con sus compañeros de partido para plantear en el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF), el primero desde hace año y medio, para fijar un marco de batalla contra el Gobierno central respecto a la senda de estabilidad para el próximo año, y para exigir explicaciones sobre las negociaciones que se están llevando a cabo con la Generalitat de Cataluña respecto a la condonación de la deuda a esa comunidad y cómo afectará al resto de territorios.

Asián afirmó tras la reunión entre los ministerios de Hacienda y de Política Territorial con las comunidades del régimen común, a la que no asistió precisamente el representante catalán, que “no han quedado despejadas las dudas sobre la relación bilateral del Estado con Cataluña”, y que “hay una nebulosa en el Gobierno sobre qué se está negociando con Cataluña y cómo eso afectará al resto de comunidades”. Ello pese a que la vicepresidenta cuarta del Gobierno y ministra de Hacienda, María Jesús Montero, aseguró durante la reunión que no había negociación bilateral con Cataluña. La ministra también evitó poner fecha a la reforma y señaló en todo caso que eso era algo que correspondía al Congreso de los Diputados. Las comunidades entienden, sin embargo, que no es posible una modificación del sistema, que lleva casi diez años prorrogado, sin un acuerdo previo en el seno del CPFF.

“Canarias quiere una reforma del sistema porque estamos por debajo de la media del conjunto de territorios, y no podemos admitir que se nos compense la insuficiencia del sistema de financiación porque hay más ingresos del bloque de financiación, porque eso estaría en contra de lo que está recogido en el Estatuto”, recalcó la consejera ante el hecho de que Canarias conociera en el mismo CPFF de este lunes que el próximo año percibirá la mayor cifra de financiación de su historia por los adelantos a cuenta del sistema, 6.017 millones, más otros 1.320 por la liquidación del año 2022. Esta cantidad suponen 230 millones más de lo presupuestado por estos conceptos en el proyecto de presupuestos regionales para el próximo año, a punto de culminar su tramitación en el Parlamento de Canarias. Para el conjunto de territorios, las cifras ascienden a 154.467 millones del bloque de financiación, 20.000 millones y un 14.9 % más que en 2023. De esa cantidad, 134.658 millones corresponden a la financiación adelantada ya en los presupuestos estatales de 2024, un 8,3 % más, y 20.746 correspondientes a la liquidación de 2022.

“Hemos pedido un sistema que se adapte mejor a las necesidades de Canarias y a la financiación de los servicios públicos esenciales porque entendemos que el sistema tiene que tener en cuenta el coste de los servicios públicos del lugar en el que se prestan”, resaltó la consejera. Asían reconoció, aunque sin fijar una cifra, que se van recibir más ingresos por financiación de lo presupuestado porque "la consejería fue muy prudente en el capítulo de ingresos ante las incertidumbres que había por delante, ya que no conocía ni la senda de estabilidad ni los ingresos del Estado". Sin embargo, y aún advirtiendo que estos datos “tendrán incidencia” en el proyecto presupuestario, aseguró que el verdadero problema de Canarias es que no podrá gastar más de lo ya presupuestado porque la regla de gasto que rige para las comunidades sin déficit les obliga a destinar esos fondos a reducir deuda. “Ya dijimos al elaborar el proyecto que era un presupuesto de tránsito porque había unos niveles de incertidumbre muy elevados que ahora se acaban de resolver parcialmente”, aclaró Asián.

La consejera insistió en recalcar que trasladó a Montero, y al ministro de Política Territorial, Ángel Víctor Torres, que también forma parte de la representación del Estado en el CPFF, que “el problema es que, vengan los fondos que vengan al Gobierno de Canarias, no lo podremos gastar y nos vemos obligados a destinarlo a reducir deuda”. “Le hemos expuesto a la vicepresidenta que nos preocupa esta cuestión y estamos a la espera de ver qué resolución se adopta. En Canarias nos preocupa la regla de gasto, que nos impide destinar el incremento de ingresos, o si nos condonan alguna deuda, a sanidad, educación o inversiones productivas y nos obliga a reducir deuda. Estamos a espera de una respuesta”, resaltó.

Deuda a aclarar

Canarias también mostró la misma preocupación que sus colegas de otros gobiernos, los del PP pero también los socialistas de Asturias y Castilla-La Mancha, sobre el acuerdo del PSOE y ERC para condonar el 20 % de la deuda de Cataluña con el Estado, equivalente a 15.000 millones de euros, y sobre la falta de información de cómo se aplicará esa quita al resto de comunidades autónomas. En este sentido la consejera mencionó las muchas preguntas que desde todos los territorios trasladaron a Montero y que se había solicitado una reunión del propio CPFF para abordarlo de manera específica, algo que se acordó celebrar en las próximas semanas, en enero. En todo caso, la consejera canaria consideró que la ministra “no ha aclarado nada sobre la metodología que se aplica para la condonación de la deuda a Cataluña y cómo se haría para el resto de territorios”. “Vamos a ver si se van haciendo más reuniones del CPFF y se va dando más luz a todas las incertidumbres que nos rodean”, resumió la consejera de Canarias.

Respecto al acuerdo para el objetivo de déficit para el próximo año, Asián también se alió con las comunidades del PP para votar en contra del -0,1 % del PIB propuesto por el Ministerio de Hacienda para el conjunto de comunidades autónomas, frente al -2,9 % para el Estado. La propuesta se aprobó, sin embargo, con el apoyo de las dos regiones del PSOE y gracias a la mayoría de representación que ostenta el Estado en el seno de este órgano multilateral. La consejera evitó hacer una valoración de lo que ese tope representa para Canarias en espera de analizar precisamente el efecto sobre el presupuesto de los ingresos a cuentas que ayer le comunicó el Ministerio. “Para saber si el objetivo de -0,1 es poco o mucho lo tenemos que referenciar a la totalidad de los fondos que vamos a recibir, y aunque hemos visto la cifra que nos han comunicado durante el CPFF, aún no hemos podido analizarla”, se justificó.