05 de mayo de 2020
05.05.2020
Crisis del coronavirus

El Gobierno se vuelca para lograr el apoyo de Cs y PNV al estado de alarma

Miembros de Ejecutivo y del PSOE se dirigen a grupos de la oposición y líderes autonómicos en busca de apoyos

05.05.2020 | 11:56
Pedro Sánchez, en una reunión telemática con Inés Arrimadas.

El Gobierno y el PSOE han intensificado los contactos con las direcciones de Cs y del PNV para garantizar que este miércoles, en el Congreso, continúe el estado de alarma.

Fuentes conocedoras de estos contactos han confirmado a Efe que no es solamente la portavoz parlamentaria, Adriana Lastra, la que los está efectuando, sino que también están interviniendo otros altos cargos de la formación y del Gobierno, con un papel destacado de la vicepresidenta Teresa Ribera.

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, ha precisado en su cuenta de Twitter que le ha telefoneado la vicepresidenta primera, Carmen Calvo.

La líder de Cs, Inés Arrimadas, ha señalado en La Sexta que efectivamente está negociando con el Gobierno y fuentes conocedoras de las conversaciones añaden al PNV, pero también a ERC, Más País, Compromís, Teruel Existe y otros partidos minoritarios con presencia en el Congreso.

Según estas fuentes, Lastra ha telefoneado al portavoz de ERC, Gabriel Rufián, después de que la formación independentista anunciara este lunes que abandonará la abstención de las votaciones de las prórrogas anteriores y se decantará por el 'no' a la cuarta.

Asimismo, la vicepresidenta cuarta y ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha tenido distintos contactos con el diputado de Más País, Íñigo Errejón, tal y como indican fuentes de este partido.

El representante de Compromís, Joan Baldoví, también ha hablado con Ribera, al igual que el de Teruel Existe, Tomás Guitarte, entre otros.

Más País y Compromís han avanzado que mañana en el Congreso seguirán votando a favor de la continuidad del estado de alarma.

Pero tanto Errejón como Baldoví han transmitido al Gobierno que el diálogo debe ser más fluido y frecuente.

La dirección socialista y altos cargos del Gobierno se han puesto estae martes manos a la obra. La posibilidad de que el PP vote en contra de la cuarta prórroga dejaría la continuidad del estado de alarma pendiente de un hilo.

Con una abstención de los populares, la cuarta prórroga podrá decretarse sin problemas, pero un "no" obliga a los socialistas a tener amarrados los apoyos de los diez diputados de Cs y de los seis del PNV.

Los nacionalistas vascos llevan días advirtiendo de que la forma en que el Gobierno está gestionando la lucha contra la pandemia del coronavirus, mediante el mando único que le faculta el estado de alarma, no le gusta. Ha pedido que devuelvan competencias.

El presidente del PNV, Andoni Ortúzar, ha expresado su confianza en que el Gobierno tenga "cintura" y dialogue. Las fuentes consultadas corroboran que las conversaciones han sido intensas, pero no precisan ni quiénes las han hecho ni sobre qué.

El pleno del Congreso debatirá y votará mañana la autorización de la cuarta prórroga del estado de alarma, lo que alargaría esta situación excepcional, con limitación de movilidad, hasta finales de mayo.

Compartir en Twitter
Compartir en Facebook