Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Agricultura | Un sector ahogado por los precios

SOS de los productores de papa tinerfeña

Los agricultores urgen soluciones ante la crítica situación del sector, con precios que no cubren los costes | «Queremos producir, pero no vivir en la pobreza», proclaman

11

Concentración de la Mesa de la Papa María Pisaca

Los productores de papa no pueden más. Se ven al borde del abismo. Están teniendo que vender por debajo de los costes de producción y, al mismo tiempo, asisten impotentes a la escalada de precios de las semillas, de los abonos, del combustible... Las cuentas no les cuadran. Es por eso que la Mesa en Defensa de la Papa del País convocó ayer una concentración en la plaza Antonio Mederos Sosa, en La Laguna, en la que lanzó un SOS. Los agricultores piden precios justos, que se ponga freno al abuso de la «importación desleal» y una «apuesta real de los supermercados e hipermercados por el producto local».

Alrededor de 70 personas se dieron cita en una protesta que contó con profesionales del sector, actores destacados del agro tinerfeño y una amplia representación política. «Por la papa no se está pagando un precio justo; hay un problema muy serio con la gran distribución», expresó el diputado regional Francisco Déniz, miembro también de la Mesa de la Papa. El representante de Sí Podemos Canarias urgió a evitar la «importación desleal», e indicó que los productores no pueden abandonar la tierra. «Los precios tienen que estar por encima del coste de producción», exigió invocando la Ley de la Cadena Alimentaria.

Déniz apuntó que los agricultores se ven incluso abocados a entregar su producto sin que de antemano se haya fijado un precio. «Las instituciones lo que tienen que facilitar es el escenario e intentar ver de qué manera podemos modificar algunas leyes, pero es complicado porque la Unión Europea te impide que protejas tu mercado, porque estamos en una sociedad de libre mercado», reconoció antes del inicio del acto. «Nosotros estamos viendo de qué manera, jurídicamente, la Unión Europea nos puede aprobar una singularidad canaria», dijo.

El secretario insular de la Coordinadora de Organizaciones de Agricultores y Ganaderos (COAG) en Tenerife señaló que dos kilos de papas procedentes de Israel se llegan a cobrar por encima de los tres euros en los supermercados, mientras que las cosechadas por los agricultores locales «no las quieren recoger ni a 30 céntimos». La presidenta de la Cooperativa del Campo La Candelaria, María Candelaria Rodríguez, y el alcalde de La Laguna también intervinieron en una convocatoria en la que se dio lectura a un manifiesto en el que el campo se quejó de los «precios de miseria» que recibe. «Se nos estaba pagando el kilo de papas a 20 o 25 céntimos. Un abuso al que hemos decidido hacerle frente. Pero no solo eso; cuando más producción hay de papa del país, la importación desleal de papa de Israel y de Inglaterra hunde el mercado en beneficio de dos o tres importadoras y arruina a nuestra gente», expusieron los agricultores.

Reparto de papas durante la concentración. E.D.

«Los tiempos han cambiado; queremos vivir del campo, como nuestros antepasados. Queremos seguir produciendo alimentos, pero no queremos vivir en la pobreza. Por eso reclamamos el compromiso de todos los sectores sociales para que todos salgamos adelante», clamaron los cosecheros. «Apelamos a la solidaridad de ustedes, de las empresas y las instituciones para seguir trabajando la tierra con el saber que heredamos», plantearon.

Papas de Inglaterra

«El campo no puede seguir en el abandono en el que está». La frase es de una voz docta en materia medioambiental y agrícola, la del exconsejero de Medio Ambiente del Cabildo de Tenerife y profesor universitario Wladimiro Rodríguez Brito, que también se sumó al encuentro de este jueves y lamentó la caída que se ha producido en los últimos años en el número de hectáreas cultivadas. Del acto, y pese a la situación, sacó la lectura positiva de que lograse reunir a gente del sector, y entre ella a jóvenes y mujeres.

«Hemos tenido un caso excepcional: hemos estado comiendo papas de Inglaterra, cavadas en septiembre, hasta junio. Eso no había pasado nunca en la historia de Canarias. ¿Por qué? Porque están viniendo, yo creo que en situación dumping, papas tratadas en frío, con cámaras frigoríficas o con antigerminantes», apuntó, y pidió soluciones para que los terrenos no sean abandonados: «Alguien tendrá que garantizar un precio mínimo. El Gobierno de Canarias, la Consejería de Agricultura, el Cabildo de Tenerife… tendrán que garantizar a los agricultores que el próximo año se les va a comprar las papas a precio de coste al menos, y que va a haber un dinero público, si no es de otra manera, para que no se arruinen».

Gobierno contra gobierno

En la concentración destacaba la alta presencia de representantes de partidos en el gobierno. Sin ir más lejos, uno de los líderes del acto era el diputado regional Francisco Déniz (Podemos). Se sumaron concejales laguneros de Unidas, asesores, ediles de Sí se Puede en Tegueste y El Rosario, y hasta pasó por allí el alcalde de La Laguna. De 70 personas, había una quincena de políticos o cargos de confianza. ¿No cree que puede haber quienes no entiendan que los que gobiernan pidan soluciones? «Llevamos 40 años con CC gobernando todas las instituciones y las consejerías de agricultura, y nos tienen en la situación en la que estamos; nosotros acabamos de llegar», respondió Déniz. «Por lo menos yo estoy haciendo lo que creo que tengo que hacer; lo que algunos tenían que haber hecho hace 20 o 30 años. Ahora nosotros tenemos que arreglar todos los platos rotos», indicó, y apostilló: «Y no es fácil».

Compartir el artículo

stats