Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

turismo

El Norte acaba 2021 a la cola en la recuperación turística en Tenerife

Las pernoctaciones bajan un 12% en Puerto de la Cruz y la estancia media se reduce a 4,98 días

Un turista abandona Puerto de la Cruz en el inicio del estado de alarma por la pandemia del coronavirus, el 19 de marzo de 2020. Delia Padrón

Tras el varapalo turístico de 2020, el año 2021 ha sido el del comienzo de una tímida recuperación que avanza a diferentes ritmos en las distintas zonas de la isla. Según los últimos datos publicados por Turismo de Tenerife, recopilados por el área de Desarrollo Económico del Cabildo insular y actualizados hasta el mes de noviembre de 2021, el Norte está a la cola en esa incipiente recuperación turística, con un incremento en el número de turistas alojados respecto al nefasto 2020 (+15%) que está 4 puntos por debajo de la media insular, casi cuatro puntos por debajo del Sur (+17,8%) y muy lejos de las cifras de un destino con mucha menos tradición como Santa Cruz de Tenerife, que ha crecido un 50,40% y sumó 146.410 turistas alojados en los primeros 11 meses del año pasado. La capital está cada vez más cerca de la mitad de los 371.218 que eligieron el Norte. Incluso La Laguna, con un 17,6% más, creció por encima de la cuna del turismo en Canarias.

Hablar de turismo en el Norte de Tenerife es hablar de Puerto de la Cruz, un destino donde el turismo nacional es el principal mercado desde hace décadas. En 2018 llegó a alojar a uno de cada tres turistas españoles que viajaban a Tenerife, prácticamente el 33% del total, y su peso en la cifra local global ha rondado el 46%, seguido de lejos por el turismo alemán, con un peso en torno al 20% del total. En el Sur, la importancia del turismo británico se acerca al 40%. Sin embargo, en 2021, con un 53,3% más de turismo nacional que en 2020, un 21% menos de turismo británico y un 22,2% más de visitantes alemanes que en el año del inicio de la pesadilla del Covid, el Norte ha crecido menos que el Sur, ha perdido pernoctaciones, ha reducido su estancia media y cuenta con una menor media de ocupación.

La zona norte de Tenerife, con Puerto de la Cruz a la cabeza, está a la cola en el crecimiento de turistas alojados. La isla creció una media del 19,1% (2.058.958 turistas alojados en total); Santa Cruz, un 50,40% (con 146.410 turistas alojados); el Sur, un 17,8% (con 1.510.521 turistas), y La Laguna, un 17,6% (con 30.809 turistas). En el caso norteño ese porcentaje se reduce al 15% y apenas 371.218 turistas alojados hasta noviembre de 2021. Cuatro veces menos que el Sur.

«A 30 de junio de 2021 solo estaba abierta el 46% de la planta alojativa del Norte»

Enrique Talg - Vicepresidente de Ashotel

decoration

Respecto al número de pernoctaciones, resulta preocupante que la isla en general bajara un 1,1% hasta situarse en 11.336.126. Un desplome que se concentra en el Norte, especialmente en el Puerto de la Cruz, donde la caída en pernoctaciones fue del 12,5%. Es la única zona que decrece en comparación con 2020, que fue un año con apenas nueve meses hábiles. El Sur se mantiene y sube un pírrico 0,2% hasta lograr 9.076.974; La Laguna aumenta un 5,3% y suma 76.482; Santa Cruz se dispara un 57,1% y logra 333.583. El Norte se queda con 1.849.087 pernoctaciones, un 12,5% menos que en el mismo periodo del año anterior, el peor de la historia.

La estancia media en Tenerife se sitúa en 5,51 días y baja en 1,1 días respecto a 2020. En el Sur se sitúa en 6 días, tras perder 1,06, y en el Norte cae en 1,57 días y ya se sitúa por debajo de 5, con una media de 4,98 días. En el caso de La Laguna, la media es de 2,48, con una bajada de 0,29, y en Santa Cruz alcanza los 2,28 días tras subir un 0,1. Pocos turistas y pocos días. Mal negocio.

El Norte vuelve a estar a la cola también en la ocupación media y en el crecimiento interanual de esa ocupación. El Sur tuvo un 46,6% de ocupación, lo que supone un aumento del 28,6%. Santa Cruz logró un 45,9%, tras mejorar un 55,1%. En el Norte esa media se quedó en el 45,8% tras cosechar el incremento más bajo: apenas un 20,1% y viniendo del año del estado de alarma y el cero turístico. La Laguna mejoró un 53,8%, pero su media fue aún peor: un 33,1%.

Hasta noviembre de 2021, Puerto de la Cruz había alojado a apenas 371.218 turistas, sólo un 15% más que en el nefasto 2020, que incluyó tres meses de cero turístico por el Covid.

El vicepresidente de la patronal Ashotel y empresario hotelero portuense, Enrique Talg, reconoce que «2021 ha sido un año también complicado turísticamente, por detrás de 2020, obviamente, pero en el que tras el cero turístico de marzo de 2020 y la tímida reapertura de establecimientos alojativos a partir de ese verano, se vivieron unos meses de invierno, entre enero y marzo, muy complicados con nuevos cierres por las sucesivas olas de la pandemia. A 30 de junio de 2021 solo estaba abierto el 46% de la planta alojativa de la zona norte y el 44,9% de las camas, frente al 55% de la zona sur o el 73% de la del área metropolitana».

Los datos de reaperturas a 31 de julio y a 31 de agosto ponen de manifiesto que la planta alojativa de la zona norte de Tenerife ha ido siempre por detrás del resto de la isla, lo que explica sus malos resultados en las estadísticas de 2021. «Esta circunstancia ha influido en indicadores como número de pernoctaciones, la estancia media o el porcentaje de ocupación», explica Talg.

Esta mayor ralentización en la recuperación de la zona norte se debe a varias causas, según Talg, pero principalmente a «la falta de conectividad de la isla con los mercados tradicionales de Puerto de la Cruz: el alemán, que junto al nacional, son los principales. Alemania, concretamente, mantuvo fuertes restricciones a la movilidad durante buena parte del año y eso se ha dejado notar».

El porcentaje de ocupación de las camas turísticas norteñas fue en 2021 más bajo que el de la zona Sur (46,6%) y el de Santa Cruz (45,9%).

Para relanzar el sector en Puerto de la Cruz, desde la patronal hotelera se anima a «poner en práctica urgentemente un plan de marketing turístico de la ciudad, así como campañas específicas de recuperación turística, que sí se han desarrollado en el ámbito insular a través de Turismo de Tenerife, y regional, a través de Promotur». Para Talg, también sería deseable establecer contactos con los principales proveedores de turistas del municipio, «tanto operadores de viajes como agencias de viajes on line».

En este mal contexto también es importante tener en cuenta que el perfil del turista extranjero predominante en el Puerto de la Cruz es el alemán, y que precisamente en ese país han tenido varias olas importantes en 2021 y un ritmo de vacunación peor de lo esperado, lo que también ha afectado a su comportamiento turístico. Además, el Gobierno alemán, a través del instituto Robert Koch, ha situado en varias ocasiones a las islas en su lista negra y eso afectó al flujo turístico.

Compartir el artículo

stats