Suscríbete

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Arafo

La Justicia anula el nombramiento de un nuevo jefe de la Policía Local de Arafo

El Tribunal Superior cree que la resolución del exalcalde José Juan Lemes no estuvo justificada

Sede de la Jefatura de la Policía Local de Arafo. E. D.

El Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) dictó el pasado 29 de septiembre una sentencia por la que anula el nombramiento de un agente de la Policía Local de Arafo como jefe de dicho departamento, en la medida en que carece de la titulación necesaria para ocupar ese puesto, no existía urgencia para cubrir dicha plaza y, además, con carácter previo no se intentó por parte del Ayuntamiento cubrir ese cargo por los procedimientos ordinarios establecidos por la legislación.

La citada sentencia supone un nuevo varapalo contra el exalcalde de Arafo José Juan Lemes, por la resolución dictada el 17 de mayo del 2019 para nombrar a un nuevo responsable del cuerpo de seguridad municipal y que perjudicó entonces al titular de la Jefatura, Víctor Ramón Borges Velázquez. Esta es la cuarta ocasión en que la Administración de Justicia da la razón a Borges y al sindicato STAP-Canarias en sus recursos contra las decisiones del exregidor Lemes.

De esta manera, la Sección Segunda de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJC ha estimado el recurso de apelación interpuesto por la citada organización sindical contra una primera sentencia dictada por el Juzgado número 2 de dicha jurisdicción en Santa Cruz de Tenerife, que dio la razón a Lemes y el consistorio.

En los fundamentos jurídicos de la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Canarias se establece que «el artículo 16.3 de la Ley de Policías Locales autoriza excepcionalmente destinar a un funcionario a un puesto de trabajo de mando en plaza de superior empleo. Pero esta medida debe considerarse como una excepción al régimen general de la función pública en materia de cuerpos y titulaciones».

Los magistrados advierten de que este tipo de designaciones deben aplicarse en aquellos «casos de urgencia en que no pueda acudirse a los medios ordinarios de provisión de una plaza, mientras dure el proceso selectivo o estos no hayan tenido resultado». Para el Tribunal Superior de Justicia de Canarias, en este tipo de situaciones no solo se requiere la urgencia de la designación, sino también la voluntad inequívoca de que se cubra la plaza por los sistemas ordinarios de provisión de puestos de trabajo. Únicamente en tales supuestos se permite que un policía local desempeñe una función con carácter temporal sin tener la titulación exigida por la Ley.

Los magistrados Juan Ignacio Moreno-Luque Casariego, Evaristo González González y Jaime Guilarte Martín-Calero estiman el recurso de apelación presentado por STAP-Canarias, revocan la sentencia apelada y anulan la designación del citado policía local, F.J.M.P., como jefe de la Policía Local de Arafo. Contra la mencionada sentencia cabe interponer recurso de casación en los 30 días posteriores a la comunicación de la resolución a las partes. Según las fuentes sindicales consultadas, los recursos interpuestos en representación del oficial jefe de la Policía Local, Víctor Borges, se han resuelto a favor de este y contra las decisiones «caprichosas y arbitrarias» del ya exalcalde Lemes, que presuntamente actuó de dicha manera para defenestrar al entonces titular de la plaza y sustituirlo por un policía local que fuera «afín» a sus intereses.

La imposición de un turno

Las mismas fuentes comentan que «debemos recordar que, con anterioridad, el exregidor intentó asignar al mismo agente como coordinador de seguridad o, por ejemplo, le impuso a Víctor Borges un turno en horario de tarde, fijo y obligatorio, y creó una plaza de oficial de forma irregular».

Dichas fuentes sindicales comentan que esta última sentencia «se veía venir y era de esperar», ya que, como afirma la sentencia, «no existe ni urgencia ni necesidad, ni hay procedimiento selectivo, ni titulación y, por no haber, no hay plaza de oficial tan siquiera».

Según ha trascendido, a partir de ahora, el exalcalde José Juan Lemes y el mencionado agente elegido en su momento para jefe presuntamente «continúan siendo investigados en un procedimiento penal que fue planteado en el año 2018 y que más pronto que tarde se tendrá que resolver».

Análisis del contenido

El actual alcalde de Arafo, Juan Ramón Martín, manifestó que, en estos momentos, analiza con el Gabinete Jurídico de la corporación el contenido de la sentencia. Y de la citada resolución judicial se dará cuenta en el próximo Pleno del Ayuntamiento, que tendrá lugar en lo que resta de este mes o a comienzos de noviembre. Cabe recordar que en junio del presente año, la Sección II de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del TSJC rechazó una aclaración o rectificación planteada por la representación jurídica del Ayuntamiento sobre otra sentencia vinculada con el mismo conflicto que afecta Víctor Borges, y en la que se anulaba la oferta de empleo público anunciada en el Boletín Oficial de la Provincia (BOP) número 81 de 6 de julio del 2020 en cuanto a la plaza de oficial de la Policía Local, y desestimando el recurso contra el acuerdo del Pleno de Arafo de aprobación definitiva del presupuesto general de la corporación y la plantilla de personal, que se publicó en el BOP del 17 de agosto del 2020.

Compartir el artículo

stats