Santa Cruz de Tenerife
IGNACIO GONZÁLEZ DIPUTADO REGIONAL DEL CCN Y CANDIDATO A LA ALCALDÍA EN 2015

"Soy presidente de un partido político, no la madre Teresa de Calcuta"

L.C., S/C de Tenerife
14/oct/12 0:56 AM
Edición impresa

L.C., S/C de Tenerife

Ignacio González, presidente del Centro Canario Nacionalista (CCN), no sabe lo que es morderse la lengua. Aunque es criticado por su perfil populista, ha sido el primero que denunció la situación de las viviendas tapiadas y de las familias de okupas o hacinadas con otros familiares en Santa Cruz.

En el pleno extraordinario sobre la situación social de Santa Cruz, casi todos coincidieron en que su gestión como edil en el anterior mandato no había sido buena.

Los protagonistas de ese pleno debería haber sido la gente que está en la calle, que lo está pasando mal sin que nadie se dé cuenta. El anterior concejal de Asuntos Sociales no ha pisado la calle. Ahora ya no tiene razón de ser que lo hiciera porque acaba de dimitir en el peor momento de la crisis económica de la ciudad. Al año de ser yo concejal estaban al día los proveedores del ayuntamiento incluyendo Mararía. Porque también he oído algunos disparates por quienes cerraron Mararía echándole la culpa al que la mantuvo abierta. Se firmó con CajaCanarias una póliza de crédito de seis millones de euros por si Mararía tenía problemas pudiera acudir a ella.

El exconcejal José Manuel Arocha dijo que se habían tenido que pagar 700.000 euros que se adeudaban a las ONG desde 2007 y 800.000 euros a Emmasa desde 1993.

Lo de las ONG es falso. Para no decir que Arocha miente vamos a decir que se equivoca. En el organismo rector, en el que estaban presentes también miembros de su partido, se firmaron convenios plurianuales con todas las ONG, eso significa que se pusieron al día en diciembre de 2010. El mejor indicador de los servicios sociales es la calle. La calle me dice que la gestión ha sido mala en este último período con Arocha porque se han rechazado todas las ayudas. En el periodo en el que yo estuve, Mararía cobraba al día de su empresa porque cobraban del ayuntamiento. Emmasa en el 1993 era una empresa municipal. Después se privatizó. Será que se ha consentido entre una y otra esta deuda.

¿Le ha gustado la gestión de José Manuel Arocha?

A Arocha le ha faltado algo. Primero entusiasmo para un área que necesita y requiere de vocación y entusiasmo y de salir a la calle. No ha palpado la calle en el año escaso que ha estado de concejal de Servicios Sociales y se ha ido cuando se le han complicado las cosas en la Concejalía. Con respecto a las ONG, Arocha lo que ha hecho es pagar lo que ya yo había firmado en el 2010, en el 2011 y lo seguirá pagando en 2012. Que no se apunte lo que no hizo y que no eche la culpa de lo que le salió mal al anterior concejal. Soy profesional de la dirección de empresa. En gestión no permito que nadie me diga nada y menos Arocha, que es un funcionario que ha actuado en los servicios sociales como un mal funcionario.

¿Qué opina de la dimisión de los tres concejales socialistas?

Yo critico a los tres socialistas que han dimitido por cobardía. Por haberse mandado a mudar en medio de la mayor crisis de la historia. En un momento en el que el alcalde acaba de reconocer que estamos de nuevo en emergencia social y que ha dado instrucciones para apoyar a los servicios sociales. Arocha se va para reincorporarse a la función pública en claro fraude de ley para aprovecharse de la máxima jubilación antes de los 65 años. Se va y pretendía volver: máxima jubilación y máximo sueldo, el de Servicios Sociales. Lo que pasa es que su partido, inteligentemente, se lo ha prohibido.

Considera que usted lo hizo mejor.

Yo hasta la última hora de la noche me quedaba para que no se quedara un papel sin firmar. No dejaba de un día para otro ningún expediente de ayuda social porque sabía que en la calle había una familia esperando ese dinero y esa ayuda. Yo no sé vivir así. ¿En esta última etapa pasaba lo mismo? No. Había muchos expedientes pendientes. Tantos que al final la acumulación de expedientes fue otra de las causas que hizo que saliera huyendo.

Se le ha criticado por buscar rédito político de las necesidades de las familias chicharreras.

A todos los grupos políticos les invito a hacer las visitas a los barrios. Es su obligación como la mía ayudar en estos momentos. Estoy seguro de que a la gente no le parecería mal que ellos hicieran lo que yo estoy haciendo. Y mostrar los problemas. Tienen derecho a saber lo que está pasando para que cuando el responsable de Servicios Sociales pida más dinero y más medios, el resto de los concejales entienda que ese dinero es necesario para las situaciones extremas que se están viviendo en Santa Cruz.

Lo que le critican no es que ayude, sino que les saque fotos y las haga públicas.

No me he sacado ninguna foto robada ni falsa sino con el permiso de la persona que quiere denunciar ante EL DÍA. Eso duele, porque sonroja, porque es el fracaso de una gestión social, de un ayuntamiento. Porque muchos de estos casos no habían sido detectados por los servicios sociales. Al día siguiente se tenía que haber plantado el concejal en esa casa a resolver ese problema o haber mandado a alguien. Y ni lo uno ni lo otro. Nosotros vamos a trabajar y empezamos la semana antes a detectar con las asociaciones los casos más dramáticos. Yo, como candidato a la alcaldía en 2015, le aseguro que intentamos ayudar. Y si hace falta hacerlo rascándonos el bolsillo, contactando empresarios solidarios, lo hacemos.

Pero ya conoce usted la frase de que tu mano derecha no sepa lo que hace la izquierda.

Yo no soy la madre Teresa de Calcuta, soy el presidente de un partido. Lo de la mano derecha es en el cristianismo. Los demás partidos y los demás presidentes que se pongan al frente, que la cosa está muy fea ahí fuera. Y por supuesto, que sean políticos, que la gente sepa lo que están haciendo. Que lo enseñen para que los ciudadanos cuando voten lo tengan en cuenta. Cuando la gente no sabe lo que está haciendo un político es que no está haciendo nada. Estamos reflejando fielmente la situación en la calle. Lo que les duele es la repercusión mediática.

¿Pero no cree que se podría evitar sacarles fotos?

Yo no estoy de acuerdo en esconder las cosas entre comillas feas, no estoy de acuerdo en esconder las situaciones dramáticas que nos acercan más al primer mundo que al primero. Yo sé que intranquilizo a muchos concejales porque les muestro lo que está pasando en Santa Cruz para que lo solucionen. Yo lo que quiero es que las cosas se arreglen y para eso hay que denunciarlas, enseñarlas. Eso no son estampas de otros países tercermundistas sino del centro de Santa Cruz.

Se le acusa de concebir los Servicios Sociales con una perspectiva asistencialista, de limosna. De que el que lograba pedirle algo en persona lo conseguía.

Esa es otra estupidez. Los que me quieren criticar porque son unos vagos que no salen a la calle a ayudar a nadie. Para ayudar a la gente primero hay que saber los problemas que tienen. Que se me critique por darles agilidad a los servicios sociales...

No por agilizar, sino por saltarse a los trabajadores sociales.

Yo detecté que las UTS eran incapaces de resolver situaciones inmediatas. Creé una UTS de emergencia por fuera de mi despacho y si alguna familia le habían dado hora para más tarde y su problema era inmediato podía ir a ver a su concejal. Una vez analizada su situación tenía una UTS de emergencia con un trabajador social del ayuntamiento que trabajaba con los mismos procedimientos. Para cuando no funcionara el sistema.

¿Qué cree que se puede hacer para mejorar la situación de los servicios sociales?

Le he pedido al alcalde que decrete la emergencia social y recuperar la gestión que se hizo en el mandato pasado. Que nombre un concejal en exclusividad. Mientras tanto seguiremos haciendo nuestro trabajo como políticos y yo como candidato a la alcaldía en 2015 por todos los barrios de Santa Cruz. Y si voy más rápido que los Servicios Sociales, pues llegaré antes.

IGNACIO GONZÁLEZ DIPUTADO REGIONAL DEL CCN Y CANDIDATO A LA ALCALDÍA EN 2015