Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Tú y yo somos tres

La crítica de Monegal: Una de dos, o ‘patatonas’ radicales, o boniatos

Debut del nuevo ‘Zona Franca’, TV-3.

Comienzo interesante del nuevo ‘Zona Franca’ de Danae Boronat (TV-3). Lamentablemente luego hizo ‘peff’, como cuando pinchas un globito. Pero están a tiempo de corregirlo y atreverse a hacer lo que prometían. Me voy a explicar.

Arrancó Danae, la nueva presentadora, muy suelta, con mucho brío, advirtiendo que era una ‘feminazi’ de provincias, y a lo mejor hasta para algunos una ‘femilazi’. Siguió señalando que tener un plató sin hombres, protagonizado por cinco mujeres en exclusiva –ella y las cuatro del combo Mercabanda– era una cosa colosal que en TV-3 no se había visto nunca. Notificó que a partir de ahora el programa sería un ‘campo de patatonas’, y que a los hombres les visibilizarían como especie casi en extinción. Y finalmente proclamaron la ‘Constitució de la Dona Franca’, Estado Libre del Coño Institucional, en donde está terminante prohibido lanzar piropos o florecillas tipo «¡bonitas!» o «¡guapas!». Quieren que se les grite: «¡Feminazis!». O sea que esto, de entrada, tenía muy buena pinta. Pero fue un simulacro. El programa resultó ser una calcomanía blanda del que hacía el anterior presentador Joel Díaz.

Creo que este programa ha regresado a TV-3 porque la productora Atomic Beat –en la que figura Joan Rufas como responsable– ha dicho aquello de '¿qué hay de lo mío?'. Efectivamente, un cambio de presentador no invalida el contrato. ‘Pacta sunt servanda’, dice la primera ley del derecho civil. De modo que aquí lo que interesa es seguir facturando. Lo inteligente sería darle un giro radical al programa. Un estilo más ‘estripat’ que el que le imprimía Joel Díaz no lo van a encontrar. De modo que si aspiran a ser “patatonas feminazis, familazis y radicales”, la variante de un ‘late show’ feminista sarcástico radical podría ser en TV-3 un golpe que a lo mejor hasta gustaría a lo poco o mucho que pueda quedar de ‘processime’ en ese canal.

Una alternativa es inspirarse en el exitoso pódcast 'Radio BarbiJaputa’ donde practican una afilada ‘vaginocracia’. En este nuevo ‘Dona Franca’ todo lo masculino debería recibir el tratamiento de esclavo. Los pocos machos que salgan, que se arrastren como cucarachas. Como mucho, que sean simples ‘boys’ usados como relleno de carne machacada. En este debut no se han atrevido. Cuidado, las ‘patatonas radicales’ sumergidas en un simple ‘baño María’, pueden acabar como boniatos.

Compartir el artículo

stats