Suscríbete

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Investigación

Por qué Juan Carlos I regularizó 4,4 millones que le pagó la fundación Zagatka, por Ernesto Ekaizer

El mensaje de la Fiscalía General del Estado es que se han recibido los datos de Suiza “para archivar la investigación” y que se prorrogan las diligencias “para archivarlas”. La “afinación” está en marcha.

Pagos a Air Partner para algunos de los viajes privados del Rey.

En septiembre de 2018, Alvaro de Orleans, primo lejano de Juan Carlos I, se aprestaba a prestar declaración en calidad de persona llamada a dar información (PADR en francés), asistido por su abogado, Philippe Cottier, ante el fiscal de Ginebra, Yves Bertossa, quien había bloqueado sus cuentas bancarias de unos 10 millones de euros, sospechoso de ser presunto testaferro de su primo. Orleans llamó a Juan Carlos I, según consta en su declaración, y hablaron sobre los casi 8 millones de euros que la fundación Zagatka (primer beneficiario Orleans, tercer beneficiario Juan Carlos I) se gastó en pagar jets privados para viajes de su primo por el mundo entre 2009 y 2018. Orleans quería presentar una carta suya al procedimiento suizo. Juan Carlos I, pues, escribió de puño y letra una breve misiva.  El 10 de octubre de 2018, en su declaración en la fiscalía de Ginebra Orleans entregó la carta a Bertossa.

 “Querido Alvaro -escribió de puño y letra Juan Carlos I el 16 de septiembre de 2018-, salgo antes de una hora para Nueva York y con este vuelo me doy cuenta de que sin darme cuenta me has invitado a muchos más vuelos de los que yo pensaba haber realizado (me habrías podido avisar), siempre nuestra familia ha estado unida desde siglos y yo no puedo olvidar situaciones históricas donde la ayuda fue decisiva, no tengo más que palabras de agradecimiento a tan prolongado gesto…”.

 Durante el interrogatorio, el fiscal preguntó a Orleans por qué Zagatka había pagado 3 millones de euros de viajes de Corinna zu Sayn-Wittgenstein. He aquí su respuesta:

“Se trataba de gastos de viaje de la familia real, es decir, de gastos relacionados con viajes de Juan Carlos I”.

Y narró la historia de esos viajes.

“Al principio de todos esos viajes, Juan Carlos I se puso en contacto conmigo para preguntarme si podía buscarle un avión privado para un viaje que deseaba efectuar en un futuro cercano. Zagatka pagó ese primer viaje Para los viajes siguientes, el asistente del rey [Vicente García Mochales] contactó con mi secretaria. No pregunté quien se hacía cargo de esos viajes, lo que supuso un error de mi parte. Imagino que mi secretaria dedujo de las circunstancias de que yo estaba de acuerdo con el pago de esos gastos, lo cual no era cierto. El rey efectuó otros muchos viajes. Cuando supe que todos estaban financiados por Zagatka, comprendí que era preciso comunicarle al rey que la situación no resultaba correcta. Quiero precisar que es difícil decir este tipo de cosas a Juan Carlos I. Finalmente solicité el reembolso de esos gastos [3 millones de euros] puesto que supe que Corinna zu Sayn-Wittgenstein se había beneficiado también de esos viajes y no me correspondía financiar sus gastos…Me entristecía saber que la citada señora había podido beneficiarse de esos viajes, cuando yo consideraba que su financiación constituía una ayuda para mi familia”

Bertossa: “Juan Carlos I no necesitaba ayuda, disponía de 64,8 millones de euros en la fundación Lucum”[ recibidos el 8 de agosto de 2008]

Orleans: “Yo desconocía por completo esa circunstancia, Se trata de una gran sorpresa para mi…Yo creía que Juan Carlos I no disponía de recursos importantes, aparte de los pagados por el contribuyente español u ofrecidos de manera oficial por empresas españolas”.

 Y añadió: “Cuando se publicaron en España los artículos de prensa acerca de sus viajes, pude hablar de ello con Juan Carlos I, quien redactó una carta de la que entrego copia”.

8 millones de euros

En efecto, Bertossa se había estudiado la documentación. Los gastos en viajes en jets privados de Juan Carlos I pagados por Zagatka entre 2009 y 2018 ascendían a 8 millones de euros. Y, en 2008, el entonces jefe del Estado español ya disponía desde el 8 de agosto de ese año de los 100 millones de dólares o 64, 8 millones de dólares que le envió el Ministerio de Finanzas de Arabia Saudí,  retirando una media de casi 100.000 euros al mes de su cuenta que, sin embargo, gracias a unas adecuadas inversiones realizadas por su gestor Arturo Fasana, fue incrementando al mismo tiempo su volumen.

¿Por qué con las versiones expuestas regularizó Juan Carlos I ante Hacienda  como renta 4.395.901 euros el 25 de febrero de 2021 por los pagos de esos viajes? ¿Qué servicios pudo prestar el rey de España y jefe de Estado entre 2009 y junio de 2014 y, después de mediados de junio de 2014 en calidad de rey emérito?

Entre marzo de 2016 y abril de 2018 los gastos pagados por Zagatka, según la información confirmada por El Periódico -incluidos en la primera respuesta de Bertossa, en mayo de 2021, a la primera comisión rogatoria española- ascendieron a 4.851.164 euros.

 En la respuesta de Bertossa a la comisión rogatoria complementaria solicitada por el teniente fiscal Juan Ignacio Campos -recibida el 15 de diciembre pasado- los pagos de viajes a la compañía Air Partner según la información confirmada por El Periódico, diario pertenecientee al mismo grupo editorial que este medio- se elevaron a las siguientes cantidades en euros: 294.035,66(26 de noviembre de 2014); 294.019,34 (4 de junio de 2015); 588.031,69 (21 de julio de 2015); 155.039,49 (17 de noviembre de 2015) y 980.039,49 (17 de noviembre de 2015). En total, 2.311.165,67

Juan Ignacio Campos insistió varias veces que se debían prorrogar las diligencias para poder examinar las respuestas de Bertossa  por parte de la Fiscalía y la Agencia Tributaria

Aunque el mensaje de la fiscal general del Estado, Dolores Delgado, a los medios, es que se han recibido los datos “para archivar” las diligencias de investigación sobre Juan Carlos I y que se han prorrogado por seis meses “para archivarlas” -la “afinación” de las actividades y regularizaciones del Emérito se está desarrollando a cielo abierto-, será interesante escuchar cómo suenan los arreglos en curso de la partitura para Juan Carlos I.

Compartir el artículo

stats