Suscríbete eldia.es

eldia.es

Contenido exclusivo para suscriptores digitales

Sector industrial | Los retos de la fabricación de tabaco en las Islas

Las tabaqueras convalecen del covid con una caída del 40% del consumo

La recaudación fiscal descendió un 22% en 2020 y casi un 7% el año pasado | El sector advierte sobre los riesgos de la normativa de la UE que se aplica en 2024

Aspecto de la reunión plenaria de la Mesa del Tabaco celebrada ayer en la capital grancanaria. | | JOSÉ CARLOS GUERRA

El impacto de la pandemia sigue haciendo mella en la industria del tabaco, a tenor de los datos de consumo y recaudación de la Comunidad Autónoma. En el ámbito de la fiscalidad, tras la fuerte caída experimentada en 2020, con un 22,7% menos de ingresos, el año pasado finalizó con cerca del 7% de descenso y la recuperación sigue siendo lenta en estos primeros meses del año 2022. Antes del Covid la recaudación media por el impuesto sobre las labores del tabaco era de unos 140 millones de euros. El cero turístico que vivió Canarias durante los peores momentos de la pandemia provocó que el consumo de tabaco descendiera hasta un 40% debido a que la mitad de los consumidores de tabaco son los turistas que visitan las Islas.

Las pequeñas empresas canarias artesanales ven complejo cumplir las reglas europeas

decoration

La directora de la Agencia Tributaria Canaria, Raquel Peligero, destacó ayer en la clausura de la reunión plenaria de la Mesa del Tabaco la fiscalidad diferenciada sobre el sector que hay en Canarias con respecto al resto del país y la existencia del Arbitrio sobre Importaciones y Entregas de Mercancías (AIEM), que protege a la industria canaria frente al tabaco de importación. Desde la Agencia se persigue el fraude fiscal y el comercio ilícito de tabaco, indicó la directora, que sí advirtió sobre el descenso del consumo y de la recaudación desde que se inició la crisis, pero también por los cambios en los hábitos de la población y la estricta regulación que existe sobre el sector tanto desde el ámbito de la UE como nacional.

A este respecto, los representantes del sector tabaquero nacional y canario mostraron ayer su preocupación por la trasposición de la directiva comunitaria que tendrá que aplicarse en 2024 y que implica cambios significativos en la trazabilidad del tabaco, lo que hace más complejo el proceso productivo que afecta sobre todo a las pequeñas y medianas empresas del sector, que son mayoría en Canarias. Se trata entre otras cuestiones de la identificación individual del envase desde su fabricación, además de hacer un seguimiento hasta el punto de venta junto con la aplicación de una serie de medidas de seguridad. La directora general de la Mesa del Tabaco de España, Águeda García-Agulló, señaló que los "retos regulatorios" del sector no solo pasan por esta aplicación de la norma europea sino también por la aplicación de las nuevas obligaciones medioambientales para los filtros de plástico derivadas de la Ley de Residuos y otras iniciativas legislativas. Los tabaqueros reclaman una regulación "proporcional y equilibrada" para no poner en riesgo al sector tanto a nivel nacional como en Canarias.

Desafío complejo

Canarias está especialmente afectada por las nuevas medidas que se ciernen sobre el tabaco porque en las Islas se concentra la mayoría de la producción nacional, ya que aquí se fabrican todos los cigarrillos y un tercio de los cigarros y cigarritos que se producen a nivel nacional. El director general de la Asociación Canaria de Industriales Tabaqueros, Gustavo Ojeda, indicó que para los artesanos estos nuevos requisitos suponen un "desafío" porque su cumplimiento puede resultar "muy complejo" para las pequeñas y medianas empresas que todavía permanecen en las Islas y con una fabricación artesanal del tabaco, incluidos los puros. En el mismo sentido se pronunció Juan Barreto, presidente de la centenaria industria Dos Santos, que demandó de la Administración que se garantice la continuidad del tabaco que se fabrica en las Islas. En el Archipiélago conviven grandes industrias y pequeñas empresas herederas de la fabricación manual de este producto.

Los ingresos del sector suponen para las arcas públicas unos 140 millones de euros

decoration

Los miembros de la Mesa del Tabaco mantuvieron un encuentro previo con el presidente del Gobierno canario, Ángel Víctor Torres, antes de celebrar el plenario en el hotel Santa Catalina. El presidente canario señaló que esta industria «genera el 4% de lo que es la exportación del producto, más de 160 millones de euros y aporta muchísimo» al valor añadido de las Islas. Por ello consideró que de la reunión plenaria que se celebra en la capital grancanaria «saldrán conclusiones relevantes dentro de lo que es una de las industrias que aporta a Canarias muchísimos ingresos, que da trabajo y tiene una larga tradición» en el Archipiélago desde tiempo inmemorial.

Compartir el artículo

stats