Comunicación
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
El Gobierno británico respalda el acuerdo del 'brexit' leer

Rostros veteranos de TVE hacen las maletas

Viven semanas de sentimientos encontrados. Por un lado, una inmensa mayoría está respondiendo sí a las prejubilaciones. Por otro, son momentos de melancolía, de pensar en dejar la "casa" en un plazo más o menos breve.
COLPISA, Madrid
29/nov/06 1:31 AM
Edición impresa

Los veteranos profesionales de RTVE viven semanas de sentimientos encontrados. Por un lado, una inmensa mayoría está respondiendo afirmativamente a las prejubilaciones. Por otro, son momentos de melancolía, de pensar en hacer las maletas en un plazo más o menos breve. De los telediarios, rostros familiares como Paco Montesdeoca dejará de hablar de isobaras, borrascas y anticiclones. Hay voces discordantes que proclaman que son jóvenes todavía para la retirada, como algunos de los corresponsales más acreditados de la cadena pública, la llamada "generación del 75". Fue una buena cosecha en la que están nombres como Agustín Remesal, Enrique Peris, Valentín Díaz Marijuán o Rosa María Calaf, un tribu de reporteros de casta que está a punto de pasar el testigo.

Francisco Montesdeoca Alonso (Canarias, 1946) es un profesional autodidacta que lleva más de 30 años de ejercicio en la cadena pública. Presentó espacios diversos (telediarios, magazines, concursos), y desde hace 10 años se ancló como presentador del tiempo. Reconoce que la evolución en la cadena pública es necesaria y admite que le gustaría formar parte del futuro de la casa. Pero ha asumido con optimismo que se va. "En todo caso, yo estoy en la recta final de la jubilación por edad. Otra cosa es los que tengan 50 años. Éstos tendrían que estar en el mercado porque todavía les quedan muchos años de vida laboral. Aún más teniendo en cuenta que en el futuro planean jubilaciones más allá de los 65 años. Las expectativas de vida son mayores. Y es una incongruencia que vivamos el doble de años que el siglo pasado y nos jubilemos antes", opina Montesdeoca.

Este profesional reflexiona sobre la "fuga de cerebros" en las relaciones laborales de la sociedad de hoy. "Por un trabajador de mediana edad que se vaya hay tres cuyo sueldo conjunto es el mismo que el del veterano. Los jóvenes pueden estar mejor preparados y ser más inteligentes que los que se van, pero vale mucho la experiencia acumulada de los profesionales", dice.

El meteorólogo José Antonio Maldonado, unos años mayor que Montesdeoca, podría estar también en la lista de veteranos a punto de terminar su carrera en TVE. Como el periodista Antonio Gasset, director y conductor de "Días de cine". Parece que fue ayer y este veterano ya tiene sesenta años. "Yo tengo presupuesto para el programa por un año. Estoy en un buen trabajo, pero si las condiciones para marcharme son buenas...", señala Gasset.

El año 1975 marca la entrada en TVE de un grupo periodistas que han recorrido el mundo como enviados especiales o corresponsales. Rosa María Calaf, Agustín Remesal, Ángel Gómez Fuentes, Carmelo Machín, Vicente Luis Botín, Daniel Peral y Valentín Díaz Marijuán y Luis de Benito tienen encima de la mesa la carta enviada por la Dirección en un expediente que, al menos por el momento, es voluntario.

Algunos dicen abiertamente que se van. Hay quienes se lo están pensado dentro del plazo que les han dado y que expira el 5 de diciembre. Y otros expresan claramente su discordancia con el plan. Agustín Remesal, 59 años (corresponsal en Jerusalén), admite que se irá. "Pero nunca dejaré de estar activo porque hay más mundos después de RTVE", sostiene. La suya, como la de otros muchos compañeros, ha sido una vida laboral larga, de 33 años trotando por el mundo, a veces con una carga de 40 kilos de peso en material. En compensación asegura haber recibido "un salario justo".

Enrique Peris (Londres) señala que "probablemente sí, me iré". Mantiene que "algún tipo de reforma había que hacer", pero aboga por modelos de televisión pública potentes, como la alemana o la británica, donde los jóvenes conviven con los "senior". Y no se dedicará a escribir libros en el futuro. "No quiero contribuir a la tala de árboles, me dedicaré a las películas", anticipa.

Su compañero Valentín Díaz Marijuán (Rusia) dice que "en principio sí, me voy". Considera el relevo normal. Habla de distintas situaciones personales entre sus colegas, como las cargas familiares y de hijos. Al mismo tiempo, defiende el capital humano y profesional de TVE "que no se puede desperdiciar". Y se refiere a la generación del 75 como la de "profesionales que han intentado cumplir con dignidad en el trabajo con un sentido claro de lo que es la televisión pública".

Daniel Peral (Lisboa) se sitúa entre quienes están en contra de la medida. "Me gusta ganarme mi sueldo", dice. El caso de Vicente Luis Botín (Cuba) es un tanto particular porque le gustaría mantenerse el tiempo suficiente para vivir el final de Fidel Castro. Rosa María Calaf (Asia Pacífico) parece ser muy reticente a dejar su carrera profesional, después de 36 años de trabajo. Y Luis de Benito (Bruselas), asegura que "aún no tiene todos los datos" para tomar una decisión.