Tenerife
LO ÚLTIMO:
foto del aviso
Osasuna encadena su tercera victoria a costa de un flojo Tenerife leer

Impulsan la integración laboral de los discapacitados

Sinpromi y La Caixa entregaron ayer en el Cabildo los diplomas de formación de 45 personas con dificultades de integración laboral, dentro del programa Incorpora.
El Día, S/C de Tenerife
23/jun/18 6:27 AM
Edición impresa
 

El Cabildo, a través de la Sociedad Insular para la Promoción de las Personas con Discapacidad (Sinpromi), acogió ayer la entrega de diplomas de los 45 beneficiarios del programa formativo Incorpora para la integración laboral de personas con discapacidad o en riesgo de exclusión social, que financió la Obra Social La Caixa y fue impartido por Sinpromi en base a un convenio.

El presidente del Cabildo, Carlos Alonso, que hizo entrega de estos diplomas, agradeció el compromiso de La Caixa con las personas y felicitó a los empresarios por ofrecer una oportunidad laboral a quienes tienen más dificultades para integrarse en el mercado de trabajo. Hizo alusión a la ausencia en el acto de 25 de los beneficiarios del programa "pues eso quiere decir que funciona".

Por su parte, la consejera de Acción Social, Coromoto Yanes, señaló que "estas 45 personas han tenido una nueva oportunidad de para formarse y adaptarse a las necesidades del mercado". Destacó el "éxito rotundo" de la experiencia y dijo que "la mejora de la excelencia nos hace crecer como personas".

Para el director de Área de Negocio de Tenerife Norte de Caixabank, Antonio Fragoso, afirmó que "la clave para conseguir la inserción es priorizar la formación para intentar dar oportunidades a la sociedad".

De los 45 beneficiarios, el 80% son personas con discapacidad y el número de contratos alcanzados es de 25. La duración de cada una de las acciones formativas ha sido de 260 horas, de las cuales 100 se han dedicado a trabajar con los alumnos las competencias básicas y transversales como elemento diferencial para la mejora de la empleabilidad. La capacitación técnica y las prácticas no laborales ocuparon las 160 horas restantes. La formación ofrecida ha sido operario de mantenimiento de zonas comunes, dependiente de atención al público, caja y reposición y operario de zonas comunes, lavandería y platería-marmitón.

La colaboración de las empresas en todo el proceso es relevante, no sólo en el período de prácticas no laborales de los participantes, sino también en la definición de los contenidos.