Deportes
LO ÚLTIMO:
Fallece ahogado un niño de cinco años en un hotel de Los Cristianos leer

El asfalto, superficie para coronar la urbe

Por primera vez, la Binter NightRun transcurrirá en su totalidad por el hormigonado Con variación en la ubicación de su salida y llegada, la prueba pasará por puntos neurálgicos de Santa Cruz tales como el Mercado o la plaza del Chicharro.
El Día, S/C de Tenerife
18/may/18 6:35 AM
Edición impresa
 

La experiencia que vivirán los 2.730 participantes no reúne precedente alguno. El pistoletazo inicial, con el reseñado cambio de zona, dará salida a una carrera muy rápida que transcurrirá en su 100 por cien sobre asfalto. Prueba fidedigna de la velocidad con la que se afronta el callejero, es el récord establecido por Ubay Báez Barroso que rondó la media hora (31:56). Con todo ello, se presume que la prueba ponga su colofón con la llegada del último participante a las 23:15 aproximadamente.

Uno de los tramos más dificultosos, en el que se podría definir posiciones entre los favoritos, es la subida de la Avenida Buenos Aires. La pendiente que ostenta ese punto se erige como la más significativa del recorrido.

El carisma de los lugares por los que transcurre la prueba será copado por el calor de la afición situada en los alrededores del circuito. Puntos como el Mercado Nuestra Señora de África, el Tenerife Espacio de las Artes (TEA) dará paso al Puente Serrador, el cual presentará un colorido especial con siete arcos luminosos y amenizado por una batucada.

Antes de afrontar los últimos metros (para la modalidad de 5 kilómetros), los corredores llegarán hasta el Chino Rojo -en la ruta de carrera presenta menor extensión que en 2017-una vez allí, girarán 180º retornando a los aledaños de la Plaza de España y accediendo al túnel de la vía Litoral.

El paso subterráneo, que como ya se publicó en este diario, albergará la sorpresa del trazado.

Los itinerarios de ambas modalidades transcurrirán por Francisco Bonnín, avenida de Buenos Aires, José Hernández Alfonso, avenida de San Sebastián, Valentín Sanz, Bethencourt Alfonso, La Marina, avenida de Anaga, túnel, avenida de la Constitución, 3 de Mayo e inmediaciones del Cabildo.

Para que así sea, la prueba de 10.000 metros contempla un giro de 180 grados en la avenida de la Constitución, justo antes de llegar a la rotonda de 3 de Mayo. Desde ahí, girarán hacia la izquierda en la avenida de San Sebastián para acceder a continuación a Bravo Murillo.

A las 20:55 tomarán la salida los participantes de la modalidad CaixaBank, personas con movilidad reducida. Cinco minutos después estallará la marabunta (5k y 10k). Algunos participantes, dado su cartel, partirán desde la primera línea de parrilla y, desde ahí, buscarán el popular título.

El "arco del triunfo", con nueva ubicación

La salida y la meta volverán a compartir espacio en esta nueva edición de la Binter NightRun. Si en las anteriores ediciones la avenida Francisco La Roche fue el lugar donde se ubicó el punto de partida y de finalización de la prueba, en esta entrega, y dadas las obras que se estás acometiendo en el nuevo enlace Puerto-Ciudad, cambiará de ubicación.

La calle Bravo Murillo será el epicentro del interés y donde el cronómetro dictará sentencia para los 2.730 participantes que compitan en las diferentes modalidades.

La citada ubicación, donde se ubicarán los diferentes arcos alusivos a la prueba, entre ellos el que ostenta la línea que para el cronómetro, estará situado entre el Cabildo Insular de Tenerife y el edificio de Correos de la Plaza de España. Con lo cual, dos de los edificios más emblemáticos de la Capital, otearán primeros y últimos metros para los participantes.

Con la variación en la salida y llegada, la organización sigue garantizando que no se produzcan embudos y tropiezos entre los participantes, ya que el primer kilómetro no reúne cambios de dirección ostensibles, más allá de la parábola que afrontarán los "runners" una vez alcancen los aledaños de la Plaza de San Telmo, donde pondrán destino a la calle Francisco Bonnín, lugar que precede al paso por la avenida Buenos Aires.

Cambios en la ordenación del tráfico en Santa Cruz

La celebración de la Binter NightRun condicionará la circulación en la capital. Lo más significativo serán las prohibiciones de estacionamiento. Desde las 00:00 horas del sábado se eliminará la posibilidad de aparcar en las calles Imeldo Serís, en el tramo comprendido entre Bravo Murillo y la avenida Marítima. Lo propio sucederá a las 07:00 horas en la calle Bravo Murillo, entre el charco de La Casona e Imeldo Serís; desde las 14:00 horas se extenderá esa limitación a la plaza de España, avenida Marítima, Bravo Murillo, Leoncio Rodríguez, Francisco Bonnín y avenida Buenos Aires, entre Francisco Bonnín y José Hernández Alfonso. A las 16:00 horas se prohibirá aparcar en un tramo de la calle de La Marina, avenida Francisco La Roche, desde el túnel de la vía Litoral y hasta la confluencia con Ramblas de Santa Cruz. Respecto a los cortes de tráfico, el primero se producirá a las 12:00 horas del sábado, afectando a un tramo de Bravo Murillo, Imeldo Serís y callejón junto a la sede de Correos. Será a las 19:00 horas cuando se comience a cerrar el tráfico en las vías delimitadas para el circuito. Desde las 19:00 y hasta la finalización del evento se podrá utilizar la vía auxiliar del muelle. El servicio de tranvías y guaguas sufrirá algunas variaciones con respecto a su recorrido habitual.