Cultura y Espectáculos

Sexo surcoreano

Benjamin Reyes
2/dic/16 6:33 AM
Edición impresa
Sexo surcoreano

E l nombre de Park Chan-wook le sonará a surcoreano al público español, pero si mentamos "Old Boy" la cosa cambia. La proyección de su quinta película en el Festival de Sitges en 2004 supuso un auténtico aldabonazo. Era el segundo filme de la conocida como Trilogía de la Venganza, que completan "Sympathy for Mr. Vengeance" (2002) y "Sympathy for Lady Vengeance" (2005).

Tras la decepcionante comedia fantástica "Soy un ciborg" (2006), la epatante "Thirts" (2009), el ejercicio de estilo que supuso "Stoker" (2013), ahora llega "La doncella", con el marchamo de su selección en Cannes 2016 y premio del público del último Festival de Sitges.

"La doncella" supone un cambio de registro en su director, pero manteniendo su poderío visual y su habitual elegancia tras la cámara. Organizada en tres partes, la película se propone como un acertijo en el que cada capítulo rebate al anterior. A la usanza del clásico de Akira Kurosawa, "Rashomon" (1950), cada bloque ofrece un punto de vista diferente de la misma historia, que a la sazón es una libérrima adaptación de la novela de Sarah Waters "Falsa identidad", que ya fue adaptado en formato miniserie por la BBC.

En la primera parte contemplamos los acontecimientos desde el punto de vista de la criada, Sooke, contratada por un aventurero que quiere seducir a una rica heredera, Hideko. Una segunda parte, contada desde el punto de vista de Hideko, que incluyen unos jugosos "flashbacks" sobre la educación sexual que recibía de su tía. Para concluir con una tercera parte que retoma la historia donde quedó la primera. Todo sazonado con dos poderosas escenas lésbicas.

El cine surcoreano es un plato sabroso apto no solo para cinéfilos empedernidos sino también para el gran público. Es un cine inopinado, imprevisible, revitalizador, con una insólita capacidad de ruptura acompañada de una factura de gran calidad (aquí destaca la fotografía de Chung Chung-hoon).

Queda claro que Park Chan-wook impregna cada película con su estilo y nunca deja indiferente a nadie. Otra cosa es que su cine sea del gusto del paladar de espectadores occidentales acostumbrados al ritmo frenético de videojuegos y videoclips que repiten hasta la saciedad, cuando se les presenta una película como "La doncella", que es lenta. A estos posmodernos le replicamos: las películas no son lentas ni rápidas simplemente se amoldan al ritmo de la narrativa que las vertebra.

ficha técnica

"La doncella"

Estreno en España: 2 de diciembre

Título original: "The Handmaiden"

País: Corea del Sur

Producción: Moho Film y Yong Film

Duración: 145 minutos

Guion: Park Chan-wook y Jung Seo-kyung

Dirección: Park Chan-wook

BSO: Cho Young-wuk

Fotografía: Chung Chung-hoon

Género: Drama

Elenco: Ha Jung-wo, Kim Min-hee, Jo Jin-woong

(9 de diciembre)

La semana que viene llega a la cartelera española "Hasta el último hombre", el regreso a la dirección del bocazas Mel Gibson. La cinta narra la historia de un joven médico militar que participó en la batalla de Okinawa en la Segunda Guerra Mundial y se convirtió en el primer objetor de conciencia en la historia estadounidense en recibir la Medalla de Honor del Congreso.

Por su parte, Jim Jarmusch presenta "Paterson", una película sencilla sobre un conductor de autobús y poeta aficionado a las pequeñas cosas llamado Paterson, que vive en Paterson (New Jersey). Formó parte de la sección oficial del Festival de Cannes 2016. "Fiesta de empresa" es uno de esos filmes concebidos para consumir en época navideña (que cada vez se adelanta antes). Sin comentarios.

"El editor de libros" presenta una crónica de los tiempos de Max Perkins, que presentó al público a algunos de los más grandes escritores de este siglo: F. Scott Fitzgerald, Ernest Hemingway o Thomas Wolfe. Participó en la sección oficial de la Berlinale de este año. Sea cual sea su elección no dejen de ir al cine. Ya saben cada película tiene su espectador.