Santa Cruz de Tenerife

Piden 19 años de cárcel por venta de droga y corrupción de menores

Un hombre y una mujer están acusados de prostituir a dos adolescentes y distribuir estupefacientes en un local de alterne de Santa Cruz de Tenerife.
Noé Ramón, S/C de Tenerife
3/nov/17 6:09 AM
Edición impresa

La Fiscalía de Santa Cruz de Tenerife solicita un total de 19 años de prisión a dos acusados de prostituir a dos menores y vender drogas en un local de alterne situado en Santa Cruz. En concreto, a M.S.M. se le piden siete años de cárcel por el primero de los delitos y siete años y medio por el segundo. Al acusado D.A.L.C. por la supuesta venta de drogas se le solicita la imposición de una condena de cuatro años y seis meses de prisión.

Según el escrito del fiscal, M.S.M. explotaba este club en el que las trabajadoras tenían que entregarle el 50% de los pagos que hacían los clientes. El 21 de octubre de 2014 una menor fugada del Centro de Valle Tabares se dirigió al local y fue acogida por la acusada, que le ofreció trabajo. "Todo ello a sabiendas de su minoría de edad y, en todo caso, sin que en ningún momento practicara las gestiones mínimas para la plena identificación de la misma".

La joven aceptó y comenzó a prestar sus servicios desde el 21 de octubre de 2014 hasta el 2 de enero de 2015, fecha en la que regresó voluntariamente al centro de menores. M.S.M. realizó diversas llamadas a su móvil para que volviera al local, sin conseguirlo. En algunas ocasiones contestó otra interna a quien también le ofreció trabajo en el club, a lo que esta accedió, aunque apenas permaneció en el mismo nueve días. A M.S.M. se le acusa de dedicarse en el club a la venta de cocaína, tanto a los clientes que buscaban prostitutas como a otros que solo iban a comprar droga. La Fiscalía sostiene que suministró esta sustancia a la primera menor cuando trabajó en el local.

La cocaína era presuntamente adquirida a D.A.L.C., que la llevaba personalmente al prostíbulo. El 8 de abril de 2015, una comisión judicial registró el domicilio del acusado en cuyo interior hallaron 12 envoltorios con casi seis gramos de cocaína de una pureza del 21% y otros 26 con un 12%.