La violencia de género deja hoy unos datos terribles. En tan sólo 24 horas cuatro mujeres han muerto asesinadas. En Beniel, Murcia, se han concentrado para condenar el asesinato de una joven originaria de Mali, presuntamente, a manos de su pareja. Concentración también en Erandio (Bizkaia) por el crimen cometido en esa localidad. A estos casos hay que sumarle otros 2 en Vigo y en Guardo (Palencia).