Colita ha mandado una carta al ministro Wert diciendole literalmente "que la situación en la Cultura y en la Educación en España es de pena, vergüenza y de dolor de corazón” y por todo eso, añade, "no le apetece salir con Wert en la foto". La fotógrafa se suma ya a una amplia lista de autores que renuncian a los premios que se les otorga. Como por ejemplo el sonado Premio Nacional de Música, Jordi Savall, quien hace unos días criticaba la falta de ayuda a su entorno. Hace dos años Javier Marías tampoco aceptó su premio, porque nunca lo hace. Son artistas que no quieren fotos con el poder, como Santiago Sierra, que en 2010 rechazó el de Artes Plásticas, no quería gratificación del Estado.