Con el escenario listo, los decorados navideños instalados, el guión, algún disfraz y por supuesto los actores, ya ha arrancado la película de todos los años en el centro de Madrid: las compras y preparativos de cara a Navidad y año Nuevo.