La falta de lluvias hace que resulte extraño este desprendimiento. Los geólogos ya están estudiando el terreno, serán ellos los encargados de averiguar las causas.