El hombre que le ha dado la clave al juez Eloy Velasco es David Marjaliza, uno de los presuntos cabecillas de la púnica, en libertad tras colaborar con la justicia.