Las pistas del origen de un incendio forestal están en casi cualquier detalle sobre el terreno. Varios focos simultáneos o que el fuego se desate a última hora de la tarde, cuando los medios aéreos ya no pueden actuar por la falta de luz, suelen dejar claro su origen intencionado.