Los voluntarios tienen un reto. Si quieren una alta participación tendrán que ser rápidos. Han calculado que tendrán que ir a una media de votante por minuto.