Irán en coche, como en el día de su boda. Don Felipe prefiere uno descapotable, pero Interior preocupado por su seguridad durante todo el recorrido, opta por, también como en su boda, que el vehículo sea cubierto. El día de la proclamación trabajarán 5.000 policías, antidisturbios, desactivadores de explosivos y francotiradores. También control aéreo.