Hasta el momento son 21 los detenidos en una operación que arrancaba hace un año. Hacía mucho tiempo que los insultos en las redes sociales habían traspasado todos los límites.