Un día después de que el juicio de Marta del Castillo quedara visto para sentencia, la familia sigue indignada con los cuatro acusados. Ninguno ha revelado dónde está el cuerpo de la joven. Para los padres de Marta el perdón de Miguel Carcaño llega tarde y no les sirve de nada. Tres años después, siguen sin poder enterrar a su hija y no piensan rendirse. El abuelo de la joven, ha asegurado que buscará, de nuevo, a su nieta en la zanja de Camas.