La investigación sobre la catedral de Notre Dame se centra en qué pudo desencadenar el incendio. Los operarios que trabajaban en las obras de rehabilitación están siendo interrogados y la Fiscalía de París apunta a que el fuego fue involuntario. "Nada por ahora va en la línea de un acto voluntario. En este momento, se da prioridad a la pista accidental", destacó en declaraciones a la prensa el fiscal de París, Rémi Heitz, que es el responsable de la investigación.