Los trabajos de recuperación de las víctimas serán complejos y se prolongarán a lo largo de varios días, según la policía londinense.