La mayor moneda de oro del mundo desapareció del Museo Bode de la capital alemana.