Fue uno de los primeros en darle su apoyo incondicional y ponerse su gorra roja durante la campaña. Ahora Jeff Sessions va a ocupar un puesto clave en el nuevo gabinete de Trump. Al final, el Senado le ha confirmado como nuevo fiscal general con 52 votos a favor y 47 en contra.