España se suma a la iniciativa se triplicar los recursos financieros para la vigilancia y el salvamento marítimo en el Mediterráneo. Un presupuesto que pasará a rondar los nueve millones de euros mensuales, aunque por ahora no se han cuantificado las aportaciones estatales. "Hemos manifestado nuestra disposicion a aumentar nuestra aportación. No la hemos concretado de momento porque estamos esperando la propuesta de la Comisión", señaló el presidente Rajoy.