Este es el ferry que ha naufragado en Corea del sur. El capitán, ahora detenido, muestra en este vídeo promocional el interior del buque. El vídeo se grabó en 2010 y en estas declaraciones, el capitán afirma que su barco es el vehículo más seguro, siempre que los pasajeros cumplan con las órdenes de actuación. Irónico, porque precisamente por culpa de esas órdenes, 64 pasajeros han fallecido y 238 siguen desaparecidos. Durante el naufragio, el capitán dio la órden de no salir del camarote bajo ningún concepto. Y los pasajeros, lo cumplieron.