Han hecho falta dos intentos, pero finalmente, sí: enmiendas rechazas. Rechazadas debido a la mayoría parlamentaria del PP, aunque ahí están las casi 10 horas de discusión sobre las cuentas públicas durante dos días en el Congreso.