Fumata blanca por los pasillos del Eurogrupo. Finalmente Grecia y los acreedores liman asperezas y se produce el esperado pacto para el tercer rescate. Un acuerdo técnico al que todavía le quedan algunos pequeños detalles por ultimar. Pero solo es un primer paso. Mañana jueves el Parlamento heleno deberá aprobar el proyecto ley. Un documento con un treintena de medidas que deberá recibir el SÍ por parte de la Cámara helena para que reciban un primer desembolso de 24.000 millones de euros de los 86.000 esperados.