Tras acabar para siempre con los Juegos del Hambre, Katniss Everdeen se halla en el misterioso Distrito 13, cuna de la rebelión en Panem, liderado por la presidenta Coin. Malherida y trastornada por sus recuerdos, Katniss lucha por salvar a Peeta Mellark, retenido y torturado en el Capitolio, con la ayuda de los amigos en quien confía. Al mismo tiempo, expande sus alas como Sinsajo, símbolo de la revolución, para alentar a unirse a la causa a todos y cada uno de los distritos de su nación, conmovida por su coraje.