Así ha cambiado el cono secundario de la erupción del volcán de La Palma desde el día 2 de diciembre. Desde el 4 de diciembre se observa un decrecimiento debido al enfriamiento del material y a partir de ahí se empiezan a formar grietas y se producen pequeños desprendimientos hacia dentro del cráter.