Para concienciar sobre la gran cantidad de basura que generamos, el pianista ruso Pavel Andreev ha dado un concierto en un vertedero de San Petersburgo.