Whastapp es una de las aplicaciones más usadas en la actualidad para el envío de mensajes, pero, ¿sabes cómo identificar si te han bloqueado? Muchas personas se preguntan, cuando uno de sus mensajes enviado lleva horas sin ser respondido, si ha sido bloqueado o si, simplemente, el receptor aún no ha podido leer o responder sus mensajes.

Para resolver esas dudas, te dejamos algunos indicios que podrás detectar fácilmente para descubrir si simplemente no te han podido responder todavía o si, por el contrario, has sido bloqueado y no podrás volver a comunicarte con el receptor por esta vía.

Hora de última conexión

Si no puedes ver la hora de la última conexión de la persona a la que escribes, es posible que te haya bloqueado. Sin embargo, esta pista no es definitiva, ya que las propias opciones de privacidad de Whatsapp te permiten dejar de mostrar esta hora.

Actualizaciones de la foto de perfil

¿Hace tiempo que ves que dicha persona no cambia su foto de perfil? Esta podría ser otra señal. Por regla general, los usuarios de este tipo aplicaciones son muy activos y suelen modificar sus fotos de perfil de manera periódica, así que, si ves que hace tiempo que esta imagen no cambia, es posible que hayas sido bloqueado. Pero ten en cuenta que también existen personas que, por diferentes motivos, pueden dejar una misma imagen durante largos periodos.

Mensajes enviados

Si cada vez que envías un mensaje a este contacto se que queda con un solo tic (enviado), en vez de con dos tics (recibido) o dos tics azules (recibido y leído) también es probable que hayas sido bloqueado. Sin embargo, también es posible que tenga el móvil apagado, en modo avión o que, simplemente, la persona haya decidido dejar de seguir utilizando Whatsapp.

Llamadas o videollamadas

Una de las pruebas más definitorias para saber si has sido bloqueado en esta aplicación es si compruebas que no puedes realizar llamadas o videollamadas a ese contacto. Existe la posibilidad de que, como en el caso de los tics, esa persona tenga el teléfono apagado o fuera de cobertura. Pero si esta imposibilidad de conexión se produce durante varios días, la prueba es más que evidente.

Agregar el contacto a un grupo

Si ves que estos indicios se van cumpliendo, pero necesitas alguna prueba más, esta puede ser la definitoria. Si intentas agregar al contacto a un grupo de Whatsapp, pero la aplicación no te deja, te dice que existe un error o que no tienes autorización para agregarlo, ya no hay dudas.

Como ves, si solo cumples con algunos de estos puntos, es posible que tu contacto simplemente aún no te haya respondido. Pero si compruebas que todos te pasan, lo más probable es que te haya bloqueado. Aun así, si te quedan dudas, la única prueba totalmente definitoria es que te lo confirme la propia persona.